Cara a cara: la mamá de Tomás y Cuello, máximo sospechoso

La Justicia escuchará a las partes y determinará si le dictan la prisión preventiva al único detenido y máximo sospechoso por el crimen del nene en Lincoln.

El juez de Junín José Luccini realizará hoy una audiencia para analizar el pedido de prisión preventiva de Adalberto Cuello, acusado del crimen del niño Tomás Dameno Santillán, cometido el 15 de noviembre último en Lincoln.

La audiencia judicial, que está prevista a las 12 y para la cual fueron convocadas todas las partes, podría colocar cara a cara al principal sospechoso y a su ex pareja y madre de Tomás, Leonor Santillán, si es que decide presentarse con su letrado, como particular damnificada.

El propósito de la diligencia es que el juez Luccini escuche los argumentos que fundamentan el pedido de prisión preventiva de Cuello realizado el viernes último por el fiscal de Junín Javier Ochoaizpuro.

También, que escuche la posición de la defensa del acusado y de los representantes de la familia de la víctima, para luego resolver si dicta o no su prisión preventiva en el marco de la causa.

Tomás, de 9 años, fue asesinado a golpes en Lincoln el 15 de noviembre último, tras salir de la escuela y cuando caminaba rumbo a su casa.

Luego de dos días de búsqueda, el niño fue hallado asesinado en el predio rural "La Vieja", en las afueras de la ciudad, donde según afirmó el fiscal, Cuello lo mató y lo dejó abandonado.

En la resolución, Ochaizpuro sostuvo que Cuello se aprovechó de "resultar conocido de la víctima, por ser hijo de su ex concubina" y lo mató "valiéndose de la pequeña contextura física del menor que impedía la posibilidad de defenderse".

En base a la autopsia, aseguró que le aplicó golpes contundentes en las zonas craneal, abdominal, lumbar y en extremidades, que le provocaron fracturas, todas con el niño aún con vida "con intención de causar sufrimiento innecesario y extraordinario".

El pedido de prisión preventiva se basó especialmente en declaraciones de testigos que describieron la mala relación entre el imputado y su ex concubina y madre se su pequeño hijo, de la cual Cuello culpaba a Tomás.

Walter Barbieri, amigo del imputado, declaró que éste le preguntó días antes de la desaparición del niño "cómo podía hacer para conseguir un arma" y que cuando se enteró que el chico era buscado pensó que "Cuello lo hizo desaparecer porque no lo aguantaba".


www.perfil.com
Opiniones (0)
24 de agosto de 2017 | 00:45
1
ERROR
24 de agosto de 2017 | 00:45
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Incidentes en la movilización de la CGT.
    23 de Agosto de 2017
    Incidentes en la movilización de la CGT.