Deportes

Neymar, el joven brasileño tras las huellas de Pelé

El delantero Neymar, la gran esperanza del fútbol brasileño para brillar en el Mundial-2014, es la estrella del Santos y sueña abiertamente con guiar al equipo al título mundial este diciembre en Japón, emulando al Pelé de las Copas Intercontinentales de 1962 y 1963.

O Rei lideró al Santos en sus años más recordados y Neymar, que acaba de renovar con el equipo que le ha lanzado al estrellato, quiere sentar las bases de una carrera inolvidable, y para ello ha concedido a este Mundial de Clubes un peso muy importante.
  
Por el momento, el Peixe ha puesto fin a casi medio siglo de sequía en la Copa Libertadores, desde su último título en 1963 hasta la reconquista esta temporada de la corona, en 2011, siendo el máximo goleador del equipo (6) en ese torneo, incluyendo un tanto importante para imponerse al Peñarol (2-1) en la vuelta de la final.
  
A pesar de que las comparaciones han sido inevitables, Neymar dejó ya claro en una rueda de prensa el viernes en Nagoya su opinión al respecto: "Ser comparado con Pelé es un honor, pero Pelé es único".
  
Desde su llegada a Japón ha mantenido una actitud humilde y también rechazó cualquier comparación el astro argentino Lionel Messi, al que considera "el mejor del mundo" en este momento, una consideración que también otorga como club al FC Barcelona, su teórico gran rival en este Mundial de Clubes.
  
"El Barcelona es el mejor equipo del mundo. Si tengo la oportunidad de jugar contra ellos me alegrará mucho y trataré de que ganemos el partido", comentó en una reciente entrevista con la prensa de su país.
  
Con la camiseta de la Seleçao fue presentado ya como una gran promesa en el Mundial Sub-17 de Nigeria-2009, aunque la eliminación del equipo en la primera ronda evitó que pudiera dar muestras de su talento.
  
En 2010 le llegó ya su oportunidad con el equipo absoluto, con el que debutó en el inicio de la era Menezes, tras el Mundial de Sudáfrica, con un amistoso ante Estados Unidos (2-0) en Nueva Jersey en el que consiguió uno de los tantos.
  
En el inicio de 2011, formó parte el equipo Sub-20 que ganó el Sudamericano en Perú, con Neymar como gran estrella (9 goles, máximo anotador).
  
No pudo rendir al nivel esperado en la Copa América, con el equipo absoluto, y el equipo cayó en cuartos ante Paraguay, pero Menezes y la torcida mantienen su fe en él de cara al reto ilusionante de ganar en casa el Mundial, en 2014.
  
Neymar seguirá salvo cambio inesperado en el Santos hasta entonces. Y en este mes de diciembre puede ya ensayar qué se siente si gana el título mundial... de clubes.
Opiniones (0)
21 de agosto de 2017 | 13:54
1
ERROR
21 de agosto de 2017 | 13:54
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes