El espíritu de la Vendimia invade Mendoza

Nuestra provincia celebra el trabajo de la vid, fruto de la labor de todo un año. La naturaleza, el esfuerzo y la tradición se plasman en esta gran fiesta de los mendocinos.

Mendoza celebra el trabajo de la vid, fruto de la labor de todo un año. La naturaleza, el esfuerzo y la tradición se plasman en esta gran fiesta de los mendocinos.

Un fenómeno único nacido desde el oasis, donde las extensas hileras de viñedos sorprenden con sus frutos. Uvas negras, rosadas y blancas, atentas al homenaje del pueblo de las vides. Mendoza canta y baila para brindar con su gente y con el mundo. Así regresa una vez más con la Fiesta Nacional de la Vendimia.

Del pueblo y para el pueblo, Vendimia muestra la síntesis de los momentos  nacidos de la unión entre el hombre y la vid, el hombre y la cosecha, el hombre y las costumbres.

Prácticas, creencias y mitos de Mendoza moldean el espíritu vendimial. Porque Vendimia es parte de nuestra historia, la historia no escrita, la cultura por tradición. Vendimia es poesía y música. Vendimia nos obliga a repasar nuestra memoria y nuestro pasado, a ver el presente y recibir el futuro.

En la tierra del sol y del buen vino se comienza a palpitar una nueva edición de la Fiesta Grande que cumple 72 años. Vuelve Vendimia para bendecir y recibir la fuerza del vino nuevo, y nosotros, protagonistas y también testigos, sentimos la presencia de nuestra identidad.
Opiniones (0)
23 de enero de 2018 | 08:25
1
ERROR
23 de enero de 2018 | 08:25
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes