Carlos Diaz Russo, futuro Ministro de Salud de la provincia, no conoce la administración pública

El ministro de Salud designado, Carlos Díaz Russo, trabajó toda su vida en el sistema privado de salud. Dijo que necesita tiempo para analizar la situación sanitaria de la provincia y que apunta a administrar la demanda. "No tengo paradigmas", dijo.

No viene de la política y ni siquiera de la actividad pública. Quizá por eso fue sincero al máximo. El ministro de salud Carlos Díaz Russo contó desde cuánto gana y hasta reconoció que tiene que tomarse tiempo para saber qué quiere hacer con el Ministerio porque no conoce la salud pública desde adentro. Es que le ofrecieron el cargo el miércoles, luego de varias idas y vueltas. Así, dentro del gobierno ya saben que van a necesitar apuntalarlo políticamente. Él también ve un lado positivo en el hecho de no conocer la administración pública. "Yo no tengo ningún paradigma ni prejuicio", aseguró.

El hombre fue subgerente de la empresa de medicina prepaga Osde hasta hace pocos días. Ayer contó que en ese trabajo ganaba 30 mil pesos por mes, a diferencia de los 11 mil que ganará ahora. Dijo haber aceptado por la necesidad de devolver algo de todo lo que recibió: hizo la escuela primaria, la secundaria y la universidad en el sistema público. “Creo que acepto por un ideal. Es una oportunidad histórica para un médico, es un reto que estoy dispuesto a aceptar”, explicó.

Díaz Russo es sanjuanino y durante toda su carrera se ha desempeñado en la actividad privada. Por eso, cuando habla de salud no menciona y sí de demanda, consumo y eficiencia. Justamente ese es su principal objetivo “administrar la demanda” de los servicios de salud, al mismo tiempo que educar.  “En este momento podría decir que tengo mucho conocimiento que es una de las partes que es la salud privada. La medicina estatal es muy grande, abarca al 50 por ciento de la población. Lo que necesito yo es tener un tiempo para poder analizar sobre el terreno y analizar”, dijo el ultrasincero ministro de Salud.

Al analizar la situación del sistema, asegura que hay una crisis global en el tema. “Hoy el problema de salud no es sólo de nuestra provincia o el país, es mundial. En salud hay una premisa. Es un bien y es un derecho, es como el agua. Es un elemento clave que no se puede negar sino todo lo contrario”, aseguró. Y propuso “administrar la demanda”. “El concepto es que hace 10 años atrás la gente sólo consultaba cuando estaba enferma. Hoy la gente consulta cuando está sana y eso genera consumo. Lo que pasa es que al consumo hay que ordenarlo, al consumo hay que hacerlo con responsabilidad porque el recurso, a diferencia de la demanda, es limitado”, explicó, a la manera de un gerente.

Díaz Russo no dio detalles del modelo sanitario que quiere, pero sí dijo que buscará un punto intermedio entre la descentralización completa y la centralización. “El mundo está tratando de administrar mejor los recursos escasos, están cambiando las modalidades de atención. Más descentralización, más hospitales de día, más centros de cirugía ambulatoria, más atención domiciliaria. Yo apunto a un modelo intermedio, porque nuestra idiosincrasia no es la misma que la de Francia o Canadá, tenemos una idiosincrasia muy particular”, anticipó el Ministro.
Uno de los temas centrales es el presupuestario. Allí Díaz Russo dijo no poder prever lo que va a pasar el año que viene, pero seguramente los recursos serán escasos.
Opiniones (0)
14 de diciembre de 2017 | 14:40
1
ERROR
14 de diciembre de 2017 | 14:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho