Deportes

La Copa Davis, un trofeo centenario que esquiva a la Argentina

Desde su creación en 1900, la Copa Davis mantuvo un estilo característico que llevó a que un deporte individual sea sentido por todo un país como un triunfo colectivo, y generando en los jugadores un espíritu nacionalista que no se logra en el circuito profesional.

Es verdad, también, que muchas veces los tenistas brindaron prioridad a su ascenso personal, dejando de lado la Copa Davis, una competición controlada por la ITF y lejos del abarcamiento de la ATP.
  
Al margen de esta situación, que se modificará a partir del año que viene donde casi con seguridad la competición por excelencia del tenis por equipos brindará puntos para el ránking mundial, la Copa Davis logró mantenerse en el tiempo.
  
En 1900, Harvard Dwight Filley Davis, un joven estudiante norteamericano, se unió al equipo de ese país como capitán y jugador, y donó la famosa Copa de Plata, que perduró en el tiempo y se transformó en la Ensaladera que muestra los países y el detalle de todas las finales.
  
Ese primer duelo fue entre el local Estados Unidos y Gran Bretaña, un conjunto que tenía a grandes jugadores y llegó como claro favorito al certamen disputado en el Longwood Cricket Club de Boston.
  
Por eso la victoria de los Estados Unidos, en la actualidad el más ganador del torneo con 32 victorias, por 3 a 0 y apenas cediendo un set, resultó sorpresiva.
  
Sin embargo, los protagonistas de esas primeras ediciones de la Copa Davis fueron Gran Bretaña y Australasia, quienes se quedaron con 5 y 6 títulos, respectivamente.
  
En 1920, con la aparición de Bill Tilden y William Johnston, EEUU recuperó la Ensaladera y no se desprendió de ella durante 7 ediciones consecutivas.
  
En medio de esa supremacía incomparable, Argentina hizo su debut en 1923 -luego de un fallido intento en 1921-, donde perdió por 4-1 frente a Suiza, por los cuartos de final del Grupo Mundial.
  
Carlos Caminos, Ronaldo Boyd, Guillermo Robson y Alfredo Villegas fueron los partícipes de aquella serie en Ginebra.
  
Francia, con sus "cuatro mosqueteros" Henri Cochet, Rene Lacoste, Jean Borotra, Jacques Brugnon, hizo su aparición de la mejor manera y ganó seis títulos seguidos.
  
La Davis fue tomando forma con el paso de los años y creció paso a paso hasta convertirse en el torneo más importante a nivel mundial por equipos.
  
En la mitad del siglo pasado, todos los jugadores ni siquiera dudaban en subirse a los barcos, navegar durante días, perderse  de ganar dinero en los torneos "normales" y defender la bandera de su país.
  
Según enumera la página de la competición, entre los tenistas famosos que le dieron prioridad a la Davis están el propio Harvard Davis, los hermanos Doherty, Norman Brookes, Cochet, Lacoste, Borotra, Brugnon, Tilden, Johnston, Ted Schroeder, Don Budge, Lew Hoad, Rod Laver, Arthur Ashe, John McEnroe, Yannick Noah, Stefan Edberg, Boris Becker y Andre Agassi, entre otros.
  
Pese a la rica historia de este certamen, la Ensaladera de Plata siempre le fue esquiva a la Argentina, quien no pudo retenerla en sus tres finales jugadas.
Opiniones (0)
19 de agosto de 2017 | 16:57
1
ERROR
19 de agosto de 2017 | 16:57
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial