Deportes

Hirsig está preocupado por la altura de Bolivia

El jugador de San Lorenzo recordó su experiencia vistiendo los colores de Arsenal, donde terminó expulsado del choque ante el Bolívar por la Copa Sudamericana. El Ciclón viajará el domingo hacia Potosí, por la Libertadores.

El futbolista de San Lorenzo, Santiago Hirsig, dijo estar preocupado por las consecuencias que pueda sufrir su equipo cuando visite la ciudad boliviana de Potosí, a 4.000 metros sobre el nivel de mar, por la Copa Libertadores de América.

La FIFA vedó en diciembre del 2007 la disputa de partidos por encima de los 2.750 metros de altitud sobre el nivel del mar, sin tiempo suficiente para la adaptación a la altura.

Hace tres años Hirsig jugó en los 3.600 metros de La Paz, capital administrativa de Bolivia, cuando su equipo Arsenal cayó 3-0 ante el Bolívar y quedó eliminado en los cuartos de final de la Copa Sudamericana de ese año.

En ese partido, el mediocampista ingresó a los 59 minutos y a los 71 fue expulsado.

"Yo jugué en La Paz con Arsenal y me costó mucho," dijo Hirsig.

"Un par de compañeros se desmayaron después del partido. Incluso, en la entrada en calor, dos o tres levantaron la mano para decir que no podían jugar," agregó el futbolista.

La confesión de Hirsig al diario deportivo Olé, se produjo un día después de que el presidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), Julio Grondona, respaldó la posición de Bolivia de mantener a La Paz como sede de sus partidos por las eliminatorias para el Mundial 2010 en Sudáfrica.

El comité ejecutivo de la FIFA se reunirá el 14 de marzo en Zurich para volver a tratar el tema de la altitud.

"Para mí no debería jugarse ahí (en la altitud), los efectos se sienten," dijo Hirsig.

"Es mi experiencia. Cuando fui a la altura la pasé mal," agregó.

San Lorenzo enfrentará el viernes a Racing Club por el torneo Clausura de Argentina y, según informó el club, el domingo viajará por la tarde a la ciudad boliviana de Santa Cruz.

El lunes practicará en esa ciudad, por la tarde volará a Sucre y, sobre la hora del partido, viajará en autobús a los 4.000 metros de altitud de Potosí.

"El viaje será complicado y nos quitará resto. Ramón (Díaz, el técnico) tendrá que ver quiénes son los que están mejor para jugar," destacó Hirsig.
Opiniones (0)
24 de octubre de 2017 | 01:15
1
ERROR
24 de octubre de 2017 | 01:15
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Elecciones legislativas 2017
    23 de Octubre de 2017
    Elecciones legislativas 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    18 de Octubre de 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017