Deportes

Omar Labruna tiene las horas contadas en el Deportivo Cali

El técnico argentino no está pasando por su mejor momento en el club y podrían destituirlo por los pobres resultados que ha obtenido. Los colombianos lo califican de "terco" y dicen que trabaja poco.

Como en la vieja y tradicional película romana "Quo Vadis Domini", que traduce ¿A dónde vas señor?, igual a cuando Pedro, el apóstol preferido de Jesucristo, le pregunta en una aparición divina luego de su muerte, hacía dónde iba. En esta frase del latín puro, se puede resumir la actualidad de un Deportivo Cali sumido en el limbo de su pobre rendimiento y que en realidad no sabe a dónde va, señala un diario deportivo de Colombia.

De la mano del argentino Omar Raúl Labruna, a quien por su terquedad, poco trabajo en el sector defensivo y cambios inentendibles, se le está acabando el crédito inicial que tenía con la hinchada que ya lo está chiflando e insultando, el periodismo que se le ha volteado luego de los tiempos color rosa y sobre todo, con sus patronos, los directivos del elenco azucarero.

Los rumores recorren la ciudad y se acentúan tras tres partidos donde no ha logrado ganar, y apenas sumó un punto de nueve posibles en los juegos frente a Deportes Quindío, Deportes Tolima y Atlético Junior. Pero además de los puntos perdidos y de la duodécima posición que no se compadece con un equipo tan boyante económicamente, el nivel de juego es pobre y se sigue dependiendo de las individualidades, sobre todo en la parte ofensiva con Freddy Montero y Milton Rodríguez.

Labruna poco o nada trabaja el sector defensivo que es el sector neurálgico del onceno verdiblanco y hace unos cambios que solo terminan de acabar con la poca estabilidad de su equipo, como sucedió en Barranquilla cuando sacó al argentino Frangipane que es el más claro en la zona creativa pero parece no gustarle demasiado a su compatriota, para meter a Germán Caicedo, un jugador que siempre vive pasado de revoluciones y que no encuentra la senda en este Deportivo Cali, versión torneo Apertura.

Labruna además ha tratado mal a los reporteros y se ha inmiscuido en discusiones polémicas con ciertos periodistas que le exigieron respeto. Se sabe que al interior de la junta directiva, conformada por cinco dignatarios sumando el presidente Rodrigo Otoya; los directivos veteranos han pedido reiteradamente su salida, inclusive tras el fracaso del torneo anterior, donde tampoco pudo llegar a la final, tras el descalabro en Bogotá ante un remendado Santa Fe que en esa oportunidad presentó un equipo de emergencia.
¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
3 de Diciembre de 2016|04:08
1
ERROR
3 de Diciembre de 2016|04:08
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016