Comienza a palpitarse el Dakar 2012: nuevos equipos para Mendoza

Con un concurrido cóctel organizado en Arena Maipú, el equipo Toyota Yacopini anunció su participación en el Dakar 2012 representando a nuestra provincia. Será con dos vehículos Toyota SW4. En la nota, enterate los pormenores y mirá la galería de fotos.

“En el primero de los vehículos irá Alejandro Yacopini como piloto y Marco Scopinaro como co-piloto. Será la tercera vez en el Dakar para estos dos competidores. Cabe destacar que en 2010 quedaron en la posición 36° y en 2011 debieron abandonar en la 10ma etapa. El binomio cuenta con una gran experiencia en el Dakar e irán por una nueva hazaña”, comentó a MDZ Sociales Frenando Gabrielli, de prensa de Arena Maipu.

“El segundo vehículo será conducido por el sanjuanino Ricardo Martínez y su copiloto será el mendocino Sebastián Halpern. El año pasado Sebastián fue subcampeón en cuatriciclos y ha corrido dos Dakar en esa categoría (2010 y 2011). Martínez no cuenta con experiencia oficial en el Dakar, pero es una de las grandes apuestas del equipo”, siguió Gabrielli.

Alejandro Yacopini y Marco Scoppinaro corrieron además el Campeonato Argentino de Rally Cross Country, también con la Toyota SW4.

Ricardo Martínez comentó que el manejo de 4x4 y la vida al aire libre son sus pasiones. “El Dakar es un desafío y también una oportunidad, como todos los sueños de la vida”, resumió.

Ricardo es un geólogo con larga experiencia en exploración minera y evaluación de proyectos y este año participará como piloto en el vehículo número “2” del Toyota Dakar Team.

Sebastián Halpern, en tanto, realizó este año su segunda participación en un Dakar, habiéndose clasificado segundo en la categoría cuatriciclos. En 2010 había sido sexto en esta misma categoría. Cuenta con una amplia experiencia en cuatriciclos donde además fue campeón del Argentino de Rally Cross Country en 2009 y 2010. En esta edición del Dakar será co-piloto de Ricardo Martínez en el vehículo número dos del Toyota Dakar Team.

Sobre el Dakar 2012

Una vez más el Dakar se desarrollará en tierras sudamericanas. La gran carrera se largará el 1 de enero de 2012 en Mar del Plata (Argentina) y luego de pasar por Chile finalizará en Lima, Perú. Serán catorce días de alta competencia para todos los pilotos que estarán presentes en esta nueva edición.

Las ediciones sudamericanas del Dakar han dejado números realmente asombrosos. El año pasado 3,4 millones de espectadores se hicieron presentes en la largada, a lo largo del recorrido y la llegada del Dakar. Todo esto sólo en nuestro país.

La campaña de promoción turística resultante de una cobertura de 70 cadenas de televisión en 190 países sumó 1200 horas de programas y fue valorizada en 448 millones de dólares.

Todos estos números no hicieron más que marcar un grandísimo crecimiento en 2011 el cual se espera continúe durante la edición del año que viene. 
 
Argentina, Chile y Perú

A vuelo de cóndor, alrededor de 5000 kilómetros separan a Mar del Plata de Lima. En el 2012, el Dakar propone una epopeya panamericana de más de 9000 kilómetros en total.

El trazado en línea, que lleva al rally de las costas del Atlántico a las del Pacífico, permite transportar a los participantes a los territorios de una América distinta. La importancia del desafío impone también una modificación del formato deportivo, que este año comprende 14 días de carrera. Constantemente guiados por la Cordillera de los Andes, los pilotos llegarán a Atacama, y experimentarán en especial la diversidad de dunas al aventurarse a Perú.

Argentina, versión alta mar. Las sesiones deportivas comienzan desde el 1º de enero, después de la ceremonia de largada de Mar del Plata. Acostumbrados a cruzar Argentina, esta vez los pilotos y sus equipos tomarán una “línea de corte” inédita para llegar a la Cordillera de los Andes. Sólo se seleccionaron algunos paisajes familiares y sectores de calidad, para entrar al programa argentino del 2012.

Chile, rumbo a Atacama. La entrada a Chile comienza primeramente con una parte de escalada. Después de haber franqueado el macizo andino, el rally se prepara para bordearlo hasta el final, abriéndose camino entre montañas y océano. Durante este cruce del eje sur-norte, el Dakar prevé perderse en el desierto de Atacama, donde además de la ciencia de las dunas, se necesitan aptitudes de navegación.

Perú, otro país de desierto. A nivel del mar, esta vez el paso de la frontera es indoloro, pero el contraste es bien real. Antes de llegar a Lima, los participantes más experimentados del rally pueden prepararse para revisar lo conocido. Los sectores de dunas peruanas pueden parecer interminables, salvo para aquellos que dominan los caminos de Mauritania. Allí, la diversidad de territorios y de modos de vida se impone como evidente, los de arena exigirán un delicado aprendizaje.
En Imágenes
Leopardo al acecho
7 de Diciembre de 2017
Leopardo al acecho