Deportes

En principio, Boca tendrá dos mil entradas para ir a Vélez

En medio de rumores sobre diferentes medidas que podría tomar el Comité de Seguridad, vinculadas con la presencia de dos grupos enfrentados de su barra brava, el cómodo líder del certamen, dispondría de 2.000 entradas para ir al José Amalfitani.

Boca Juniors contará en principio con 2.000 localidades para el partido del próximo domingo ante Vélez Sarsfield, por la 14ª fecha del torneo Apertura de fútbol, según dispuso hoy la dirigencia del club de Liniers.
   
En medio de rumores sobre diferentes medidas que podría tomar el miércoles el Comité de Seguridad, vinculadas con la presencia en el encuentro de ayer en la Bombonera de dos grupos enfrentados de su barra brava, Boca, cómodo líder del certamen, dispondrá a priori de 2.000 entradas para el José Amalfitani.
   
Las localidades serán asignadas por la dirigencia de Boca en función del ranking interno de socios.
   
Las versiones respecto del partido son varias (se prohibirá el ingreso de hinchas de Boca, se jugará a puertas cerradas), siempre disparadas por lo sucedido ayer en la Bombonera, en el partido que Boca le ganó 3 a 1 a Atlético Rafaela: ocupando tribunas opuestas estuvieron dos grupos diferenciados de la barra, la 12, uno que responde a la conducción de Mauro Martín y otro a Rafael Di Zeo.
   
Los rumores sobre posibles castigos por esta situación abarcan también el compromiso siguiente de Boca, ante Racing, en la Bombonera (ya por la 15ª jornada del campeonato).
   
Sin embargo, recién en la reunión del miércoles del Comité de Seguridad (integrado por representantes de los diferentes actores del área), se conocerá si existen medidas concretas y por lo pronto Vélez le asignó dos mil localidades en el sector visitante.
   
Mientras Boca se encamina hacia la coronación en el Apertura ("hace tiempo que no se vivía esta tranquilidad en el club", dijo hoy el entrenador Julio César Falcioni), la irrupción en escena de Di Zeo coincide con el proceso eleccionario de la institución.
   
Falcioni y los jugadores, concentrados en lo futbolístico, se mantienen al margen de los vaivenes políticos del club y volverán mañana a los entrenamientos de cara al partido contra Vélez.
   
El DT deberá analizar la situación de los lesionados, Juan Román Riquelme, Darío Cvitanich y Lucas Viatri, antes de definir la formación, aunque la actuación de sus reemplazantes respectivos en los últimos dos encuentros, Cristian Chávez, Pablo Mouche y Nicolás Blandi, le permite descansar tranquilo en las variantes.
   
"No me gusta comparar jugador con jugador. Ni a Riquelme con Chávez, ni a Cvitanich con Mouche, ni a Blandi con Viatri. Todos aportan con sus distintas características y por suerte las cosas están saliendo como lo planeamos", explicó Falcioni.
   
El entrenador se mostró especialmente contento por la actuación de Blandi, porque "a pesar de no jugar se mantuvo fuerte y ahora disfruta de un presente muy bueno"; y también de Chávez: "Siempre suma. Desde el banco, en la cancha y también en los entrenamientos. Me da mucha felicidad que esté así", remarcó.
   
Mañana, además, la Comisión Directiva de Boca, encabezada por el presidente Jorge Amor Ameal, dará una conferencia de prensa a las 15 en la Bombonera. El motivo: los 50 millones de pesos que dio como superávit el ejercicio 2010-2011, cifra récord en la historia del club.
Opiniones (0)
17 de diciembre de 2017 | 22:54
1
ERROR
17 de diciembre de 2017 | 22:54
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho