Deportes

El Gobierno respalda a Grondona pero con nuevas condiciones

Con el compromiso de controlar la deuda de los clubes y luchar contra la violencia, el hombre que maneja el fútbol desde 1979 consiguió el aval del Gobierno para comenzar su noveno ciclo. Aníbal Fernández no estará al frente de las negociaciones.

Tras el papelón de ayer en calle Viamonte, el Gobierno Nacional respaldó a Julio Grondona  y le impuso nuevas condiciones para no soltarle la mano. Carlos Zannini será el nuevo nexo en lugar de Anibal Fernández y deberán controlarse con más enfasis las finanzas y la violencia.

"El Gobierno manifestó su apoyo a la constitucionalidad de la AFA y la continuidad de la elección por el voto de la asamblea. No obstante, entiende que para la continuidad de una relación sana es necesario que cambien muchas cosas", razonó un asambleísta -que pidió anonimato- con llegada al sillón presidencial. En sus dos alocuciones de ayer, Grondona habló de "cambios" y "mejoras". La primera, de casi dos minutos. Y la segunda, de algunos segundos, luego de recibir el apoyo de los dirigentes.

¿Qué deberá modificar la AFA? Los ejes son dos. Por un lado, al kirchnerismo le preocupa el elevadísimo nivel de deuda de los clubes argentinos -un informe de LA NACION de comienzos de año reveló que el pasivo de las instituciones de primera trepa hasta los $ 1121 millones-.En los próximos meses, Grondona podría anunciar mecanismos que tiendan a controlar el rojo de los clubes. No se descarta que la casa del fútbol contrate a las más importantes auditoras internacionales para examinar las finanzas de las instituciones. El otro tema que inquieta a la Casa Rosada es la violencia en las canchas. De acuerdo con lo que se pudo reconstruir, el presidente de la AFA habría aceptado hacerse cargo en forma íntegra de los operativos de seguridad en los partidos.

Ambos asuntos serán vitales de aquí al mes próximo. El Gobierno tiene el dulce que necesita Grondona para alimentar a los clubes: los millones que aporta el Fútbol Para Todos. Si bien de acuerdo con el contrato original la AFA ya debería recibir $ 850 millones, la cifra está congelada en los $ 600 originales. "Hay una negociación abierta. Nada está cerrado", admiten tanto en la AFA como en el Gobierno. Lo que parece claro es que, en las actuales condiciones, los clubes no recibirán los $ 1000 millones con los que soñaban hasta hace pocos días. Y si no hay cambios, no habrá aumentos. Menos cuando, luego de las elecciones, el interlocutor de Grondona en la Casa Rosada será Carlos Zannini, secretario legal y técnico de la presidencia. El funcionario K siente mucho menos afecto por el líder de la AFA que Aníbal Fernández, quien todavía comanda la Jefatura de Gabinete, desde donde salen los billetes públicos para el fútbol.

Las negociaciones, de todas formas, quedarán para más adelante. En lo inmediato, los grondonistas buscarán que su líder se recupere lo más pronto posible. En lo que fue su primera aparición pública de los últimos dos meses, Grondona lució desmejorado tras someterse a una operación de intestino en el Sanatorio Mitre. Perdió varios kilos y algo de energía, lo cual se tradujo en su apagada voz. Sí cumplió con todas las tareas que le exigía el estatuto, pero cuando hubo que ponerse enérgico, la voz cantante de la asamblea fue la de José Luis Meiszner, secretario ejecutivo de la entidad. Suya fue la frase más original de la noche: "Ni el mismísimo (León) Trotsky se animaría a criticar esta forma de representación". Una vez que pudo salir de la sede de la AFA, Grondona enfrentó a la maraña de periodistas y, sin pronunciar palabra, se subió a una camioneta.

Poco después viajó a Zurich, acompañado por su hija Liliana y su yerno. En territorio europeo visitará una clínica y se dedicará a la FIFA. Según se supo, tiene un chequeo programado en una clínica porteña para fines del mes próximo. A partir de ahora, la salud condicionará su exposición pública. "Atenderá a todos en Sarandí y vendrá menos a la AFA", aseguran cerca suyo. Tendrá mucho más tiempo para pensar. Ser el hombre más poderoso del fútbol argentino durante 11.877 días tiene sus costos. Sabe de memoria que le sobran enemigos. Y que ya no tiene la misma vitalidad para enfrentarlos que hace 20 años.
Opiniones (1)
18 de diciembre de 2017 | 04:50
2
ERROR
18 de diciembre de 2017 | 04:50
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Grondona y Cristina (Futbol), Menem y Cristina (Armas) y cuantos más XXXX y Cristina habrán. Patria mia que nos has hecho para hacerte padecer esto!!!!!
    1
En Imágenes
Leopardo al acecho
7 de Diciembre de 2017
Leopardo al acecho