Deportes

Los dirigentes de River, eufóricos con el rendimiento del equipo

Los principales dirigentes de River están eufóricos tras el triunfo que obtuvo el equipo de Diego Simeone frente al complicado América de México que conduce el técnico argentino Rubén Romano.

Para la mayoría de los miembros de Comisión Directiva por encima de los tres puntos que sumó el equipo en el Grupo 5, lo que más rescatan es su actitud para ir a buscar el resultado.
  
Es que para el presidente José María Aguilar y compañía muchos imaginaron otra noche caliente en el Monumental después que Salvador Cabañas pusiera en ventaja a la visita a los 15 minutos del primer tiempo.
  
A partir de ese momento, los miembros de CD siguieron atentamente el partido como hinchas pero tambien estuvieron alerta a las decisiones del Cholo en su rol de dirigentes.
  
Algunos manifestaron que realizó los cambios justos.   En ese sentido, todos reconocen que el Cholo logró transmitir en poco tiempo su forma de sentir el juego: entrega y sacrificio son sus muletillas cotidianas sobre las que machaca de manera permanente.
  
Para los dirigentes y el entrenador el equipo va encontrando su identidad y va alcanzando el funcionamiento que pretende.
  
En el Torneo Clausura le ganó a Gimnasia de Jujuy 2 a 0, empató con Newells 0 a 0 y se impuso con autoridad en el clásico frente a San Lorenzo 2 a 0.
 
River va ganando en confianza y algunos jugadores han logrados picos de rendimiento dignos de destacar.Augusto Fernández, Oscar Ahumada y Matías Abelairas han logrado construir un bloque en la mitad de la cancha difícil de quebrar, mientras que en el fondo, el relegado Cristian Villagra  ha sido una grata sorpresa.
 
De todos modos, el DT quiere más y es consciente de que la dupla central no rinde todo lo que debería, aunque los respalda y los mantiene entre los titulares. Les falta conocerse, aseguran que insiste el Cholo cada vez que se lo preguntan.
  
De tres cuartos de cancha en adelante River es un equipo difícil de contener. Cuenta con jugadores veloces, de buen pie, dotados de buena técnica y con muy buena relación con el gol.
  
Quizás, Sebastián Abreu es quien tiene una cuenta pendiente con el hincha de River, pero anoche empezó a pagar parte de la inversión que hicieron los dirigentes cuando pivoteó en el área una pelota que Falcao transformó en el empate provisorio.
  
Un párrafo aparte merece Ariel Ortega. El jugador parece haber superado su adicción al alcohol y recuperado la confianza que le permite hacerse eje de sus compañeros.
  
Ahora, Simeone ya piensa en el partido del domingo próximo ante San Martín de San Juan y se prevé que realice varios cambios con el objetivo de de darles descanso a los jugadores que tiene másminutos en cancha.
  
Al ser consultado sobre el compromiso del domingo que viene frente a los sanjuaninos adelantó que será un juego complicado.Conozco a (Fernando) Quiroz y sé lo buen técnico que es y lo bien que plantea cada partido, aclaró finalmente el DT de River.
En Imágenes