Google digitaliza los rollos del Mar Muerto

Fotografiados página por página con una cámara especial de alta resolución, los rollos han sido después procesados y montados hasta darles su forma original.

El Museo de Israel presentó con Google el proyecto de digitalización de los rollos del Mar Muerto, una iniciativa que universaliza el contenido del que es el testimonio escrito más antiguo de las costumbres y prácticas de la región hace 2.000 años. Escritos en hebreo antiguo y en arameo, el Museo ha subido a internet cinco de los ocho rollos en su poder, en lo que el director de la institución, James Schneider, calificó de un "perfecto matrimonio" entre la tecnología y la historia. Fotografiados página por página con una cámara especial de alta resolución, los rollos han sido después procesados y montados hasta darles su forma original.

"Internet ha roto las barreras que había entre la información y la gente (..)", explicó Yossi Matias, jefe de I+D de Google Israel, quien destacó la importancia de "universalizar" este tipo de contenidos. Por el momento, el motor de Google sólo traduce al inglés el principal de los rollos, atribuido a Isaías, pero está prevista también su traducción al español -entre otros idiomas preferentes-, dijo a Efe el comisario del Palacio del Libro, Adolfo Roitman. Encontrados de manera fortuita por un pastor en 1947 en unas cuevas ubicadas en Qumran, un importante yacimiento arqueológico próximo al Mar Muerto, esos textos en pergamino contienen fragmentos de todos los libros del Antiguo Testamento, excepto el de Esther, así como varios apócrifos y escrituras de sectas. Repartidos en más de 30.000 fragmentos, el Museo custodia ocho de los rollos en un edificio con forma de tapa de tinaja, pero existen otros en poder de la Autoridad de Antigüedades de Israel y coleccionistas privados.

Opiniones (0)
30 de Abril de 2017|20:06
1
ERROR
30 de Abril de 2017|20:06
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Fotos de una tormenta inesperada en Mendoza
    25 de Abril de 2017
    Fotos de una tormenta inesperada en Mendoza