El fenómeno audiovisual en Mendoza

Toda una industria cultural en torno al cine y la televisión ficcional -todas realizaciones muy bien logradas- se mueven en la provincia ganando escalones en los ámbitos nacionales y buscando acomodarse en los locales. También podés leer esta nota en la edición 80 de revista Club House.

Cuando éramos chicos el cine y la tele eran ámbitos solo para elegidos, salir en una pantalla era sinónimo de fama y popularidad sin embargo desde que la vida cotidiana se llenó de pantallas como los celulares, las notebooks y las pantallas de leed en la vía pública, junto a la flexibilidad tecnológica de hacer videos que pueden subirse a la red, cambia la valoración de lo que se produce en la pantalla. Sin embargo, profesionales del audiovisual intentan recuperar lentamente el valor de la ficción, del cine profesional y la televisión con contenidos.
 
Hace unos años atrás Pepe Kemelmajer hace uno de los primeros intentos de ficción en Mendoza con “Se alquila” una serie que suscitaba en un barrio local con una producción precaria acotada al presupuesto y con eso le da ingreso a este mundo de la ficción en la provincia.

Juan Carlos Araya acaba de filmar “Las viñas del Señor”, una miniserie de 6 capítulos, que junto a otras tres miniseries de otros 6 capítulos fueron entregadas a la Nación para ser transmitidas por televisión digital terrestre, la cual permite acceder a 20 canales públicos y gratuitos donde están entre otros: INCAA, Paka Paka, Encuentro, CN5 y Tecnópolis. Esta apertura de canales genera que haya más espacio para producir, sumado a la posibilidad de acceder a subsidios.

Mendoza silenciosamente está trabajando con realizaciones muy bien logradas y el mercado de la industria cultural que crece con series televisivas, cortos y largos cinematográficos y documentales ficcionales.
 
Toda una industria se mueve y esto impacta fuertemente no solo sobre los realizadores sino sobre todo el ámbito: actores, escritores, guionistas, productores, la voz en off, asistente de arte, escenógrafos, maquilladores, peinadores, etc.

Realizaciones locales

En el 2007 Javier Correa grabó 10 capítulos de “Los Hijos del Valle” una miniserie que causó estragos en Chile transmitiéndose por televisión nacional y actualmente se reeditó con 17 capítulos. Correa es uno de los realizadores independientes con más ficción en la provincia, contando en su haber con 30 cortos y largos como “Parejas al Límite” que se presentó en Coquimbo, Chile y “Dualidad”, un descanso de Dumas que se filmó en Potrerillos y en la ciudad de Mendoza. Esta última está invitada para ser muestra en el Festival de Puebla, México, donde estrenará en septiembre.

Como dijimos anteriormente Juan Carlos Araya grabó “Las viñas del Señor” en Ingeniero Giagnoni, donde montó un set de grabación en un galpón generando la expectativa del pueblo y donde pudo apreciarse el impacto cultural y social, además de la pasión de los que la hacen. Road July del realizador Gaspar Gómez es la primera película en categoría alta financiada por el INCAA que se hace en Mendoza. Se invirtió en ella casi un millón de pesos. “Es la primera película que obtiene lo que se llama primeras y segundas vías del INCAA” agrega Gómez.

“Hemos firmado contrato con el INCAA por “Compadre” un documental ficcional que narra vida y obra de Armando Tejada Gómez. Es ficcional porque recrea situaciones del personaje y se graba en noviembre en Mendoza y luego en Madrid y Bilbao donde Tejada Gomez vivió el exilio” contó Ciro Novelli. Cecilia Agüero realizó una serie que se transmitió por Encuentro sobre los argentinos que subieron el Aconcagua y también se pudo ver en el canal 4. Rodrigo Sepúlveda y Tato Moreno hacen documentales y la productora de plan V no deja de sorprender con publicidades ficcionales como “elvino delagente.com”.


¿Como se financia la ficción?

Hace un tiempo atrás parecía que San Luis sería la meca del cine nacional pero las expectativas fueron demasiado altas, pese a contar con menos infraestructura, la provincia tiene realizadores de gran categoría que compitieron por los proyectos del plan federal audiovisual y ganaron la totalidad de los destinados a la región del Nuevo Cuyo. La mayoría de la ficción mendocina y el documental se financian hoy con dinero público. De hecho se entregaron entre 300 a 400 mil pesos para 6 capítulos de media hora, o sea cada capitulo tiene un costo de entre 70 y 90 mil pesos que serían impensados para financiarlos de manera privada.

“Lo que ha hecho la televisión digital terrestre y el INCA es federalizar algunos fondos con la idea de que haya producción regional y local para transmitir en los canales estatales y en las nuevas señales que prontamente llegarán” dijo Ciro Novelli, realizador y agregó “ahora se discute que los realizadores que tenemos proyecto (el INCAA lo entrega en cuotas) recibamos un adelanto de parte del Fondo de la Transformación y el Crecimiento y cuando se termine la producción y ya esté en canales nacionales, se le pague al Fondo de la Transformación”. En este reconocimiento de industria donde se mueve un gran recurso humano, el Instituto de Desarrollo Industrial comienza a comprometerse paulatinamente promocionando clínicas sobre iniciativa de proyectos, guión, comercialización y distribución.

Sin embargo muchos productores y directores trabajan sin financiación y el esfuerzo comprometido es incalculable pero les gana su necesidad de expresarse. Hay que tener en cuenta que es muy difícil costear estos proyectos con publicidad y, si bien el cine es parte de una industria cultural, no siempre es valorado como industria misma y los hacedores poseen tanta vocación y amor por su arte que muchas veces es menos preciado su labor.

Televisión digital terrestre

En el marco de las políticas públicas impulsadas por el Estado Nacional que cambian el universo de la comunicación, se abre un nuevo capítulo en la historia audiovisual de nuestro país. La aprobación de la Ley Nº 26.522, de Servicios de Comunicación Audiovisual y la implementación del Sistema Argentino de Televisión Digital Terrestre, crean las condiciones para que la alta definición llegue a la televisión dentro de un proceso de democratización de las nuevas voces, actores fundamentales de este nuevo escenario. Esta política pública forja una nueva televisión que permitirá superar, de una vez y para siempre, el alejamiento del público de su propio escenario y construir una nueva democracia cultural y participativa que incluya a todos los habitantes del país.

En este sentido, el Consejo Asesor del Sistema Argentino de Televisión Digital Terrestre aprobó el Plan Operativo de Fomento y Promoción de Contenidos Audiovisuales Digitales del SATVD-T, el cual se implementa a partir de dos objetivos: la promoción de contenidos audiovisuales para televisión y el fortalecimiento de las capacidades productivas de todo el territorio nacional. Once proyectos de ficción estaban postulados y Mendoza ganó todos dejando afuera a San Juan, La Rioja y San Luis, confirmó Valeria Roy del Área de Cultura de la Provincia, abocada a esta rama del audiovisual que está en la difícil tarea de encontrar herramientas de promoción financiera y administrativa para poder avanzar y allanar el camino a los hacedores del cine.

¿Qué pasa con los mendocinos y el consumo de industria cultural propia?

El mendocino es muy orgulloso de su provincia pero no lo suficiente como para querer mostrarla. El cine es la expresión de un pueblo y Mendoza no sabe apreciar aun lo que sus realizadores y sus artistas hacen. “Al mendocino no le gusta escuchar el registro de su voz y lo prefieren neutro o aporteñado pero no en mendocino por lo tanto eso tiene que ver con las locaciones y las situaciones que vive el personaje” dice Javier Correas, realizador independiente.

Por otro lado, la televisión de aire local no promueve la creación ficcional de los creadores mendocinos que terminan exportando su material a Chile o México. Algunos debates se levantan entorno a la valoración del audiovisual en la provincia. “La televisión local más allá de su calidad tiene unos 30 programas pero no hay ficción. La programación sigue un estilo periodístico o recreativo. La ficción de Mendoza está más ligada a la experimentación de los chicos de la escuela de cine y algunos cortos que a veces no reúnen los estándares técnicos requeridos” dice Ciro Novelli. El financiamiento despertó a varios realizadores o los trajo de vuelta a la provincia para trabajar en iniciativas creativas pero la televisión de aire aun no les hace espacios ni coproduce para que le llegue a los mendocinos. Sin embargo Javier Correa disiente y piensa que el quiebre lo tiene que hacer el realizador no el público. “Nosotros debemos entregarles algo apasionante que la gente lo pueda decodificar.

El cine intelectual no es mejor que el cine de masas sino diferente y el que se consume masivamente es el de masas. Lo primero que debe plantearse un realizador es contar bien la historia porque sino caemos en la mentira que somos los genios del arte y la gente no entiende” dice el realizador y agrega “Es importante encontrar cualidades artísticas, expresivas y narrativas en lo que hace para poder llegar al publico. Es un camino y los lugares para difundir son una parte de él pero para llegar allí tiene todo un proceso.”

Opiniones (1)
21 de septiembre de 2017 | 21:13
2
ERROR
21 de septiembre de 2017 | 21:13
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. una nota mal armada, con poca investigación, demostrando una falta de manejo total sobre el tema. Lo importante sí, es que se hable del gran momento que está viviendo el sector audiovisual mendocino, que tiene un gran nivel y va en un buen camino de desarrollo.
    1
En Imágenes
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
20 de Septiembre de 2017
Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'