Deportes

El primer rival de Los Pumas llega en alza

El subcampeón mundial, Inglaterra, viene agrandado por el éxito en el Seis Naciones y su victoria en Irlanda, en su último partido de preparación para la Copa del Mundo de rugby de Nueva Zelanda, tras un largo período de incertidumbre que generaban dudas sobre su potencial.

El subcampeón mundial Inglaterra llega a Nueva Zelanda-2011 en alza, agrandado por el éxito en el Seis Naciones y su victoria en Irlanda (20-9), en su último partido de preparación para la Copa del Mundo de rugby, tras un largo período de incertidumbre que generaban dudas sobre su potencial para llegar a una tercera final consecutiva.

"Es muy importante ir con una victoria en el bolsillo", exclamó el centro inglés Mike Tindall, uno de los raros sobrevivientes de aquel plantel campeón mundial en Australia-2003.

En Dublín, el XV de la Rosa no ganaba desde 2003, en esa misma tierra donde su esperanza de ganar el Seis Naciones con un Grand Slam fracasó en marzo pasado.

Inglaterra como suele suceder dominó en la lucha del pack, pero la balanza se inclinó en su favor en este último ensayo general por su progreso en las líneas de atrás.

Dos tries apoyados por medio de sus terceras líneas aseguró a su público de cara al debut contra Argentina, el 10 de septiembre, después de seis meses de un juego pobrísimo.

El gran protagonista de ese salto de calidad fue el joven centro de origen samoano Manu Tuilagi, uno de los hombres a seguir del XV inglés.

"Es un fenómeno físico capaz de hacer de todo a partir de nada", asegura Tindall.

Asociando los 20 años de Tuilagi con los 32 del subcapitán, hasta el regreso de Lewis Moody, el seleccionador Martin Johnson por fin pudo encontrar su equipo tipo, luego de haber probado trece parejas de centros desde que tomó el cargo hace tres años.

Inglaterra tenía que reaccionar tras dos partidos flojos, el primero con triunfo ajustado ante Gales en Twickenham (23-19) y el otro perdido claramente en Cardiff (19-9), que habían desatado una ola de críticas: el rugby inglés parecía atado al juego físico y desprovisto de cualquier fantasía.

La nueva generación de los Ben Youngs (medioscrum), Ben Foden (fullback), Courtney Lawes (segunda línea) y Chris Ashton (ala) parece tener una nueva oportunidad, después de una etapa negra que opacó las victorias ante Australia en noviembre pasado, y luego ante Gales y Francia por el Seis Naciones-2011.

De todas formas, un buen triunfo ante Irlanda no hace cambiar de lleno el panorama. Sería una quimera esperar que Inglaterra juegue al estilo Tres Naciones en Nueva Zelanda, donde la bota del apertura Jonny Wilkinson, máximo goleador de la historia de los Mundiales, jugará un papel importante una vez más.

"Australia juega como quiere, pero tenemos que ser capaces de hacerlo de otra forma para ganar. Usar el pie como corresponde nos puede llevar otra vez a la final", subraya Jonson, en alusión a las final perdida en 2007 ante Sudáfrica y la ganada en 2003 en casa de Australia.

Los ingleses arrancan su Mundial ante Argentina y luego deberán imponerse a Escocia también, a la espera de un cruce en cuartos contra Francia o los All Blacks, muy probablemente.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
3 de Diciembre de 2016|12:45
1
ERROR
3 de Diciembre de 2016|12:45
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016