Un prontuario que se inició a los14 años: el padre de Candela

Alfredo Rodríguez inició su carrera delictiva a los 14 años. Tiene causas en Tigre, San Martín, Alberti y San Isidro, y una condena unificada

“Tenemos que hacerle entender que es parte del comité conformado para esclarecer el crimen de su hija. Que es una víctima y que esta vez le toca estar de este lado.” El que habla es un investigador del caso y se refiere al padre de Candela Rodríguez, la nena de 11 años que apareció asesinada el miércoles último en Villa Tesei, y que está detenido desde el año pasado cumpliendo una condena por un hecho de piratería del asfalto.

Alfredo Omar Rodríguez o Roberto Mauricio Rodríguez –tal como figura en el registro de antecedentes– es el hombre que se constituye (al menos hasta ahora) en una de las piezas claves de la investigación por el asesinato de su hija.
Rodríguez, que declaró dos veces ante el fiscal Marcelo Tavolaro, repitió más de una vez que no tiene enemigos y que si el crimen de Candela fue un mensaje para él es “porque hicieron correr en el barrio que era un buchón de la Federal”.
El hombre aseguró que no le debe “nada a nadie” y que si la muerte de la nena fue un vuelto dirigido a él se tendrá que buscar en el círculo de personas que conoció a lo largo de su vida.
Por eso, los investigadores comenzaron a analizar los antecedentes penales del padre de la víctima para tratar de establecer si de alguno de ellos se desprende algún vínculo con el homicidio de Candela, y si realmente la persona que la mató lo hizo para cobrarse una deuda pendiente con su padre.

“Se comenzó a analizar el entorno de un grupo que se dedicaba a piratería del asfalto con el que podría haber estado vinculado el padre y otro grupo que podría haber tenido que ver con secuestradores y que estaría relacionado con otros familiares, pero esas investigaciones no dieron fruto a tiempo”, dijo ante la prensa el fiscal general de Morón, Federico Nieva Woodgate, horas después de haberse hallado el cuerpo de Candela.
Según fuentes policiales consultadas por PERFIL, Rodríguez mencionó a un grupo de delincuentes que participó del secuestro del piloto de Turismo Pista, Alan Sancho, ocurrido en diciembre de 2009 (ver aparte). Pero desde la fiscalía a cargo de la causa, informaron que esa pista aún no fue incorporada al expediente que se tramita en los tribunales de Morón.

Desde el año pasado, Rodríguez está preso en el Complejo Penitenciario de Magdalena por un hecho de piratería del asfalto que cometió el 21 de julio de 2010 en Villa Tesei. Ese día, la Policía lo detuvo en un camión con una gran cantidad de bobinas de hierro que habían sido robadas. Por ese delito, recibió una condena de tres años de prisión.
En esa causa, que tramitó en la Fiscalía Nº 3 de Morón, a cargo de Alberto Ferrario, no hay más detenidos, aunque una vez dictada la sentencia, el fiscal pidió que se siga investigando el hecho para poder establecer quiénes son las otras personas que participaron del robo.

Pero esa no es la única causa que tiene Rodríguez. Según fuentes judiciales consultadas por este diario, Rodríguez comenzó su carrera delictiva a los 14 años. Tenía otra condena por causas iniciadas en San Martín y San Isidro. El 17 de noviembre de 2010, el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 3 de San Isidro le dictó la pena de tres años y dos meses de prisión por los delitos de “robo calificado, privación ilegítima de la libertad, tenencia ilegal de arma civil, robo en poblado y en banda, daños y amenazas por uso de arma de fuego”.

“Las penas de Morón y San Isidro se unificaron y entonces le quedaron cinco años. O sea que le faltan 12 o 15 meses para poder acceder a algún beneficio”, explica a PERFIL Carlos Telledín, abogado de Rodríguez, quien aclara que luego de enterarse del asesinato de su hija, su cliente no se contactó con él. El letrado confirmó que se enteró en las últimas horas que en una fiscalía de Mercedes le adjudicaron una nueva causa por piratería del asfalto en la que antes le habían dictado falta de mérito.
Los hechos por los que fue condenado el padre de Candela datan de los años 2001, 2004 y 2007. Y fueron cometidos en Tigre, San Martín y Manuel Alberti. También en Capital Federal, Rodríguez tuvo una causa pero el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 12 le otorgó una probation por un robo agravado.

www.perfil.com
Opiniones (0)
18 de octubre de 2017 | 08:59
1
ERROR
18 de octubre de 2017 | 08:59
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
    17 de Octubre de 2017
    "Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México
    La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes
    11 de Octubre de 2017
    La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes