Deportes

Juan Román Riquelme y el mal de ausencias

Desde el19 de abril 2008 el crack de Boca Juniors arrastra una serie de lesiones que se han desarrollado de manera consecutiva. En los últimos tres años el "10" no pudo estar presente en 60 encuentros.

El cerebral mediocampista Juan Román Riquelme arrastra una serie de lesiones desde el 19 de abril 2008, cuando debió abandonar la cancha contra Colo Colo de Chile. En ese lapso Boca Juniors jugó 160 partidos; su crack estuvo en 100.
   
Desde hace tres años el "10" no pudo estar presente en 60 encuentros. Una seria lesión en la planta del pie fue seguida por una rotura de ligamento cruzado entre 2009 y 2010.
   
En abril de 2009 volvió a lesionarse en otro encuentro internacional contra Libertad, de Asunción (Paraguay). La siguiente ocurrió en mayo de 2010 cuando padeció una rotura de ligamento en una rodilla jugando contra Huracán en "La Bombonera". Esa noche el "Globo" ganó después de dos décadas como visitante.
   
La estadística revela que desde su regreso de España, Román faltó a 60 partidos de los 160 disputados por Boca entre torneos Clausura, Apertura, Copa Libertadores y Sudamericana. No ha sido el único ídolo con lesiones continuadas.
   
En la idolatría, Riquelme es comparado con Diego Maradona y Ángel Clemente Rojas, icono inolvidable a mediados de los 60.
   
Descubierto por Bernardo Gandulla en el 59, "Rojitas" tenía 15 años y ya era una promesa de extraordinario habilidoso.
   
Ángel Clemente Rojas cumplió hace una semana 67 años (Sarandí, 28/8/44). Fue llevado a préstamo por Aníbal (Gordo) Díaz a Arsenal de Lavallol. Boca lo fue a buscar para adquirirlo y el "crack" era suyo. Alberto J. Armando se enteró por el "Gordo" Díaz.
   
"El pibe es de Boca, está a préstamo", le explicó. Díaz llevó también a Oscar (Pocho) Pianetti y Rubén Magdalena.
   
Rojas debutó en mayo del 63 -con 17 años- pero se perdió casi todo el torneo del 64. La hinchada de Boca lo amó profundamente entre 1967 y 1970. Idolo por el amague y la llamada cintura "mágica" de la época. El áspero defensor de Huracán Juan Devoto lo lesionó gravemente en una rodilla. Un antiguo mal de ausencias de los ídolos "xeneizes".
   
Rojas jugó hasta 1971 y tras un paso por Perú volvió para jugar en Racing, 1974, y más tarde en Lanús 76, afectado por lesiones. Terminó en el 77 en Argentinos de Quilmes jugando el ascenso. (Télam)
¿Qué sentís?
0%Satisfacción0%Esperanza0%Bronca0%Tristeza0%Incertidumbre0%Indiferencia
Opiniones (0)
5 de Diciembre de 2016|21:53
1
ERROR
5 de Diciembre de 2016|21:53
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016