Deportes

Felipe Calderón condena la balacera que creó pánico en partido de fútbol

La balacera ocurrida el sábado cerca del estadio de fútbol de Torreón (norte) mientras se disputaba un partido de primera división, que creó pánico entre los asistentes, muestra "la falta de escrúpulos de las bandas criminales", dijo el lunes el presidente de México, Felipe Calderón, al repudiar los hechos. "Condeno y repudio estos hechos tan lamentables que demuestran una vez más la falta de escrúpulos (y) la nula calidad humana de los criminales", señaló Felipe Calderón.

"Por las especiales circunstancias en que fueron conocidos (los hechos), en la transmisión en vivo de un partido de fútbol, llenaron de zozobra a miles y miles de familias", dijo el presidente a la prensa.
  
La balacera se desató la noche del sábado cuando se jugaba el minuto 40 del partido en Torreón entre el equipo local Santos y Monarcas de Morelia.
  
Una serie de detonaciones que se escucharon claramente dentro del estadio causaron pánico entre los 15.000 asistentes al partido. Al interior del estadio no se registraron heridos, mientras en el sitio de la balacera un policía resultó con lesiones leves.
  
Calderón llamó a la unidad de la sociedad para "impedir que los criminales cancelen libertades ciudadanos, intervengan en los espacios públicos y sobre todo que afecten la paz, la tranquilidad y la vida de personas civiles inocentes que están o trabajando o teniendo un necesario y sano esparcimiento".
  
La balacera, según autoridades del estado de Coahuila y el gobierno federal, se desató cuando tres camionetas en las que viajaban hombres armados no se detuvieron en un puesto de revisión policial.
  
La tarde de este lunes, la Federación Mexicana de Fútbol se reunía para estudiar lo ocurrido y definir medidas para garantizar la seguridad en los estadios.
Opiniones (0)
21 de agosto de 2017 | 17:47
1
ERROR
21 de agosto de 2017 | 17:47
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes