¡Alta fiesta! Longboard y mucho dancing

Un súper viernes de fiesta organizaron los chicos que hacen Rocknboard.com. Con una party que incluyó los mejores tragos, música divertida, los fans del longboard celebraron su incorporación a MDZ Online. No te pierdas, en esta nota, la desopilante galería de fotos y todos los pormenores de una noche única.

Todos sabemos la historia de Cenicienta: la joven princesa que tenía diversión asegurada hasta que el reloj diera las doce campanadas. En este caso, la historia fue totalmente diferente. Los chicos de Rocknboard abrieron la puerta a la fiesta más copada desde las 12 de la noche, en adelante.

El lugar indicado fue Tiburcio bar, que se preparó especialmente para la ocasión: luces increíbles, banners, mucho “look longboard” y diseño especial para recibir a los invitados.

Foto 1: La virreina de la Vendimia, María Florencia Morralla, fue y se encontró con amigos. Foto 2:  David Naspi –uno de los dueños de Tiburcio Bar-.

¿El motivo de la reunión? Brindar y festejar el crecimiento de la página web que significa la incorporación como colaboradores de MDZ Online. ¿Los invitados? Staff de la página, corredores de longboard, amigos, familiares, y muchos invitados especiales.

“Si bien el fin principal de esta juntada fue festejar el crecimiento de Rock n’ Board, te cuento algo: se viene dentro de poco una fiesta con bombos y platillos… Será más adelante, pero va a dar que hablar”, anunció a MDZ Sociales Rodrigo Sevilla, uno de los alma Mater de la publicación digital.

Rodrigo Sevilla y Exe Stocco -foto 1-. Dos amigos súper divertidos -foto 2-.

Pachanga sin igual. La gente de Tiburcio Bar se portó maravillosamente: no faltaron los tragos más ricos en la mano de cada asistente. Sin embargo, la cerveza y las jarras de fernet fueron las bebidas más solicitadas. Hubo pizzas de diversos sabores y estilos para acompañar el brindis.

Pose, pose, pose. Franco “Rulo” Santillán y Abel Galdeano.

La música merece un párrafo aparte: el pedido de todos fue que la selección fuera bien fiestera y bailable, estilo “casamiento”, y el dj estuvo a la altura de las circunstancias: el dancing fue super cool.

Tiburcio Bar, súper lookeado.

La banda “La Skandalosa”, amigos de los chicos de la página, estuvo presente en el evento.

La perlita de la noche. Cuando ya las horas marcaban que el tiempo debía agotarse, algunos de los corredores se animaron a andar en longboard en una pasarela de madera que se encuentra suspendida en el primer piso del local. ¡Hasta uno de los dueños de Tiburcio bar se prendió en la consigna y se animó a subirse al desafío!

En Imágenes
Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
15 de Agosto de 2017
Bunkers de la Segunda Guerra Mundial