Deportes

Desde "Gardelito" hasta "Suri", todas las mascotas de la Copa América

En el año 1987 la Copa América disputada en nuestro país tuvo a “Gardelito” como su mascota y fue la primera para después continuar con la tradición en todos los países organizadores. Conocelas.

Un denominador común desde la Copa América de 1987, organizada en Argentina, es la creación de una “mascota” para ser el símbolo del certamen. Cada una trata de reflejar las costumbres típicas del país organizador del torneo.



Gardelito (Argentina 1987): Fue el precursor. Nació en alusión al cantante de tangos Carlos Gardel. La imagen que reflejaba era la del Buenos Aires porteño.

Tico (Brasil 1989): En esa ocasión eligieron un sabiá (Turdus rufiventris), típico pajarito paulista.

Guaso (Chile 1991): Nació tras una rara mezcla de trazo moderno, garabateado a mano alzada. Un hábil jinete que anda a caballo en la zona centro y sur de Chile.

Choclito (Ecuador 1993): En esa ocasión apostaron por un choclo sonriente que vestía los tres colores de la bandera de Ecuador.

Torito (Uruguay 1995): Optaron por un fornido animal, ya que querían demostrar que la industria agropecuaria es una de las principales fuentes de recursos de ese país.

Tatú (Bolivia 1997): También recibieron a las otras selecciones con su fauna autóctona. La figura adoptada fue un tatú carreta o también llamado armadillo que vestía bajo su caparazón el uniforme verde del seleccionado altiplánico.

Taguá (Paraguay 1999):   Es un mamífero que corre peligro de extinción que habita en la región del Chaco paraguayo. Para resaltar su origen guaraní viste los colores de la bandera y toma tereré.

Amériko (Colombia 2001): Este muñeco no tuvo ninguna referencia nacional salvo los colores. Según sus creadores, es un extraterrestre del planeta Ko, que llegó a Colombia para disfrutar de la Copa América.

Chasqui (Perú 2004): Escojieron a los mensajeros del Imperio Inca. Gente fuerte, atlética y preparada para recorrer el Tawantinsuyu. La correa roja de su morral forma, sobre su vestimenta blanca, la camiseta de la Selección peruana.

Guasky (Venezuela 2007): Se trata de una guacamay, ave emblemática del trópico que está en peligro de extinción y debe su nombre a sus alas, cuyo plumaje muestra el amarillo, azul y rojo de la bandera venezolana.

Suri (Argentina 2011): Escogieron un ñandú, al igual que en el Mundial sub 20 de 2001.  Es un ave no voladora que habita los matorrales abiertos en la estepa patagónica y la meseta andina.

Fuente: Infobae

Opiniones (0)
11 de diciembre de 2017 | 21:15
1
ERROR
11 de diciembre de 2017 | 21:15
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho
    Incendios en California
    6 de Diciembre de 2017
    Incendios en California