Dura pelea por la feria artesanal de avenida Mitre

Los artesanos denuncian malos tratos por parte de la Fundación Centro y reclaman que la Municipalidad de Capital le quite la administración del paseo. Por su parte, la fundación dice que los comerciantes no respetan la rotación de los lugares.

Los trabajadores del paseo Mitre quieren que ya no se tercerice la administración de la feria artesanal. Denuncian malos tratos de la Fundación Centro y la expulsión de expositores, como represalia a los reclamos y que los responsables no dan la cara. Aseguran que sólo los proveen de una toma de luz eléctrica, no tienen baños ni la campaña de difusión prometida por el pago de un canon.

El sector del centro de la Ciudad de Mendoza donde se ubica el paseo que suma 76 puestos,  fue cedido en 2002 por la Secretaría de Gobierno al Municipio de Capital, para ser usada como una feria de microempresarios entre calle Las Heras y Espejo a través de un acta acuerdo, donde se estipula que lo administrará la Fundación Centro, "renovándose automáticamente, si no mediare por alguna de las partes su deseo en contrario".

Los participantes de la feria, originalmente 120, recibirían por el pago de un canon una serie de beneficios como: capacitación sobre comercialización, campañas de difusión de los productos en venta, además de la remodelación del espacio público a través de rampas para discapacitados y señalización. Ellos dicen que son acciones que nunca se concretaron, pero los representantes de la Fundación Centro sostienen que los comerciantes no asisten a las capacitaciones.

Testimonios

Miguel Mayhuay es ceramista y trabaja en el paseo desde que se inició en 2002. “Primero pagamos 5 pesos por semana y ahora 3 pesos por día”, indicó el artista a MDZ. “Pedimos la desvinculación de la Fundación Centro y la relación directa con el área correspondiente del Municipio de Capital, como tienen la feria de la Plaza Independencia  y la de calle Garibaldi del centro”, explicó el artesano que forma parte de la comisión directiva que representa los intereses de los comerciantes callejeros.

Los integrantes de la feria reclaman que en el acuerdo entre las partes se estipuló que el monto del alquiler sería usado para realizar mejoras en la infraestructura, sin embargo todos estos años los feriantes debieron pasar entre 5 y 6 hors o sin los baños químicos necesarios y pagando de su propio bolsillo la promoción del lugar pese a que el documento comprometía a la administradora a sostener campañas publicitarias.

Además aducen que una toma eléctrica por stand fue el único aporte  que recibieron de parte de la Fundación, ya que los gazebos fueron otorgados por la Municipalidad.

Por su parte, el Ministerio de Desarrollo Social se comprometió en ese momento a realizar el control de calidad, a través de una comisión interdisciplinaria evaluadora de productos, pero los artesanos se quejan además de que tampoco se cumplen aquellos criterios fijados  sobre la selección de los productos que ingresan a la venta.

Los conflictos y los reclamos se intensificaron en 2007 cuando los históricos integrantes de la feria empezaron a hacer público el conflicto con la Fundación Centro. Dicen que el presidente de la entidad, Marcelo Morales, no asistió en dos oportunidades a las reuniones fijadas en noviembre del año pasado para dialogar sobre las demandas de los feriantes.

Diálogo roto

Marta Boschin, Secretaria de la Fundación Centro dijo a Mdz, que los microemprendedores que reclaman “no han participado (en persona) en la firma del acta acuerdo de 2002, sino que el convenio es entre la fundación, el Ministerio de Desarrollo social y el municipio de Capital". "Los malos tratos son mutuos y no se respeta la rotación de los lugares" a lo que agregó que "el acondicionamiento del lugar (instalación eléctrica, pintura de los cordones, construcción de rampas para discapacitados) es responsabilidad de la Municipalidad de la Ciudad de Mendoza", y sin embargo ellos como entidad reciben los reclamos.

Consultada sobre la queja de los feriantes respecto de la falta de  instalación de baños químicos para los trabajadores de los más de 70 puestos, Boschín admitió que “existe un baño en el depósito de una panadería cercana donde se guardan los gazebos”. Respecto del canon de $60 mensuales por puesto, dijo que es la tarifa más barata de los mercados artesanales locales y deslizó que  “necesitan cobrarlo como administradora porque la fundación debe mantener sus oficinas, pagar una secretaria y hasta un gerente”.

Mientras tanto enfatizó que desde diciembre último no han mantenido reuniones con los microemprendedores  “porque si uno recibe agravios no puede dialogar” y admitió que “la fundación no puede acercarse al lugar”, malos tratos de los que acusan recibo ambas partes y que ha interrumpido las negociaciones en 2007. Además dijo que los integrantes de la feria “no participaron de las capacitaciones sobre monotributo y que cree que no entregan factura” al realizar las ventas. Sobre la precariedad de la instalación eléctrica del lugar responsabilizó a los comerciantes “que destruyen los enchufes por no contar con escaleras y realizar un mal uso”.

Por último Marta Boschi explicó que “esta es una asociación de comerciantes con mucha trayectoria que trabaja desde hace más de 10 años bajo el slogan de que el  centro mendocino sea un shopping a cielo abierto”. Entre los proyectos impulsados por la  Fundación Centro están el tranvía eléctrico turístico ó urbano de compras que representa un viejo vehículo eléctrico en su apariencia y realiza un circuito de 30 cuadras ), así como la organización del sistema de personas cuidacoches  y el retorno de la tradicional "Estudiantina" a la ciudad, todas propuestas que canalizaron a través del Municipio de Capital.

Opiniones (0)
24 de agosto de 2017 | 04:04
1
ERROR
24 de agosto de 2017 | 04:04
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Incidentes en la movilización de la CGT.
    23 de Agosto de 2017
    Incidentes en la movilización de la CGT.