Deportes

Quilmes derrotó a Racing y respira en la zona baja

El “Cervecero” venció 2 a 0 a la “Academia” y obtuvo una victoria fundamental para seguir soñando con la permanencia. Los goles los anotaron Cauteruccio y Caneo. Por su parte, los de Russo relegaron terreno en la lucha por el campeonato y la clasificación a la Copa Sudamericana.

Quilmes se impuso por 2-0 sobre Racing en el estadio Centenario, en uno de los duelos de la fecha 15 del Torneo Clausura, y dio un gran paso en la pelea por eludir el descenso directo. Los dirigidos por Caruso Lombardi justificaron su victoria en el complemento y, si bien siguen últimos en la tabla de promedios, se arrimaron a Gimnasia y Huracán (hoy jugarían un desempate para definir el otro descendido). Para la “Academia” fue la séptima caída y la cima quedó a cinco unidades.

Los protagonistas compartieron una imperiosa necesidad de ganar, más allá de sus disímiles objetivos. Desde esa sana ambición, el primer tiempo resultó atractivo y fue injusto el 0-0 antes del descanso. Racing, con el cambió a último momento de De Olivera por el lesionado Fernández, apostó por un 4-3-3 con Viola y Fariña como nítidos extremos, mientras que Hauche se retrasó por el centro. En tanto, Caneo fue el eje de un Quilmes muy tenaz por las bandas, sobremanera por la derecha.

Ante la ausencia de un armador como Toranzo, la “Academia” fue puro vértigo y metió miedo cuando sus punteros les ganaron las espaldas a Grana y Corvalán. Pero el equipo de Russo también tuvo problemas, porque el medio tendió a retroceder sin presionar y a dejarles margen de maniobra a Caneo y compañía. Entonces, el Cervecero se relamió con centros para Romeo y Cauteruccio, quienes le perdonaron la vida al visitante.

El aguerrido Cervecero se fue al vestuario con un mejor sabor en la boca y arrancó el complemento con una sintonía más precisa. Romeo demoró una eternidad para definir dentro del área y posibilitó el despeje de Cáceres, en la primera chance clara del segundo tiempo. Y a los 9 llegó el gol: Cauteruccio recibió un pase de Torres, paró la pelota con el pecho y sacó un zurdazo cruzado demoledor. Racing pagó caro su nula elaboración e hizo agua por el centro y los laterales.

El tanto potenció la confianza de Quilmes e inundó de dudas a Racing. La pelota fue rápidamente recuperada por los pulpos locales, que se cansaron de anticipar y presionar. El segundo premio a tanto esfuerzo apareció a los 29. El ingresado Vázquez tocó para Caneo, quien se acomodó y definió a colocar para poner el 2-0. Enseguida casi amplía Cerro, tras un centro de Grana por derecha.

Racing pretendía dar el salto y prenderse definitivamente en la pelea por el Clausura, pero derrapó en la lluviosa tarde y le faltó alma y fútbol para potenciar su sueño. En cambio, su urgido rival dio una clase de cómo jugar con la soga atada en el cuello y nadie le puede robar la ilusión. El 2-0 final simbolizó un cachetazo para la aspiración de uno y un espaldarazo de confianza para la esperanza de otro.

Fuente: www.tycsports.com

Mirá los goles.

Opiniones (0)
20 de agosto de 2017 | 19:23
1
ERROR
20 de agosto de 2017 | 19:23
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial