“Sigo esperando justicia”, dijo la mamá de Paula Toledo

Nuri Ribotta, madre de la chica asesinada hace 8 años, sigue pidiendo “justicia”. En este caso fue recibida por el Premio Nobel de la Paz que visitó San Rafael, Adolfo Pérez Esquivel. Hizo fuertes denuncias sobre el trato que está recibiendo la causa del asesinato de su hija.

Nuri Ribotta estuvo con el Premio Nobel de la Paz para buscar su apoyo, el que recibió incondicionalmente de parte de Esquivel quien intercederá, según manifestó, para que la la causa llegue a buen puerto.

Denunció que en la sala de secuestros del juzgado se perdió todas las pruebas que había del crimen de Paula: pantalón, remera, zapatillas, prendas íntimas y que se limitaron a “pedirle disculpas”. “La explicación que me dieron a mi y al Dr. Juri, fue que las prendas habían sido donadas al Cotolengo de Rama Caída”.

Nuri aseguró que “le ponen palos en la rueda a cada paso que dan”, y que esa situación sería diferente si ella fuese una mujer adinerada. Cree que hay encubrimiento policial. Está ansiosa ya por el comienzo en agosto de un nuevo juicio.

Adelantó que por el tema de la pérdida de pruebas se dirigirá a la Suprema Corte de Justicia de Mendoza.

Señaló que Esquivel la trató muy bien y que “fue un honor” para ella conocerlo. Tiene la esperanza que el interceder del Nobel puede ayudarla mucho. “Sigo luchando y sigo esperando justicia. Lo único que quiero es que los que le hicieron eso a mi hija lo paguen, nada más”, dijo y agregó “quiero que sea un juicio justo y que no haya dinero de por medio”.
Opiniones (0)
22 de agosto de 2017 | 19:05
1
ERROR
22 de agosto de 2017 | 19:05
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes