Nadal: "El número uno no peligra: está finiquitado"

El español admitió hoy que no podrá seguir como líder del ranking mundial, porque éste pasará inevitablemente a manos del serbio Novak Djokovic. La nueva caída ante Nole, tercera en 2011, le pegó fuerte a Rafa.Nadal se presentó en la conferencia de prensa con gesto adusto y un notable dejo de resignación, que confirmó con una sentencia contundente: "El número uno no peligra: el número uno está finiquitado, no nos engañemos, es la realidad".

Luego de la final de Madrid, en la que perdió con el serbio por 7-5 y 6-4, Nadal se presentó en la conferencia de prensa con gesto adusto y un notable dejo de resignación, que confirmó con una sentencia contundente: "El número uno no peligra: el número uno está finiquitado. No nos engañemos, es la realidad".

El español admitió que es un "palo psicológico" sumar una nueva derrota en finales ante Djokovic, tras haber caído en las de Indian Wells y Miami: "Sí, no nos engañemos. Es un palo, pero en la vida y en la carrera de todos hay momentos bajos y altos. El mío no es uno bajo, es que el de él es altísimo".

De todos modos, Rafa no se rinde y mira el futuro con optimismo. "Igual no se acaba el mundo, no soy más feliz siendo número uno que número dos. Soy feliz cuando salgo de la pista sintiendo que soy competitivo", dijo Nadal, que se ve ante un nuevo desafío y ahí encuentra motivación: "Vamos a trabajar para ganarle, lo bueno se hace esperar. Hay que tener mucha paciencia, he ganado mucho en mi carrera con 24 años, ésa es una ventaja que muchos no tienen".

Rafa le lleva 2.205 puntos de ventaja a Djokovic en el ranking, pero la presión que soporta es enorme: por la derrota de hoy perderá 400 unidades, ya que un año atrás se había consagrado campeón en Madrid; además, en lo inmediato debe defender los títulos de Roma, Roland Garros y Wimbledon, en los que Nole puede sumar una buena cantidad de puntos, ya que un año atrás fue cuarto finalista en los dos primeros y semifinalista en el césped inglés. En este escenario, cualquier mejora en esa actuación lo acerca a Nadal, y cualquier tropiezo del español reduce su ventaja.

Rafa no ocultó que le preocupan ciertos aspectos de su juego, aunque enfatizó que su temporada viene siendo muy buena: "No creo que las cosas cambien por si solas, yo voy a hacer lo posible para mejorar. No nos engañemos, vengo de hacer una temporada muy buena, si no tuviera enfrente a alguien que ha ganado todos los partidos diríamos que sería excelente. De los últimos cinco torneos he hecho cinco finales, he podido ganar dos de las cinco, lamentablemente. ¿Si va a cambiar? Dependerá de él, de mí y de muchos más. No estamos sólo dos en el circuito".
Opiniones (0)
14 de diciembre de 2017 | 01:45
1
ERROR
14 de diciembre de 2017 | 01:45
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho