El juego de las bolillas negras y blancas y quien y cómo votó en el Senado

Especulaciones en torno a los 21 votos positivos que le abrieron la puerta a Adaro en la Corte. Tres senadores del PD indicaron que votaron en su contra para mantener la "independencia del Poder Judicial". Los radicales dicen que aseguraron 14 bolillas negras. Desde la UCR piden hacer las votaciones públicas.

¿Yo señor? No señor. Si señor. Este es el juego del gran bonete y es el que se desató en la  Legislatura provincial tras la votación que ponderó a Mario Adaro como nuevo miembro de  la Corte Provincial.

Es que tras la votación y la obtención de 21 votos favorables y 18 en contra, en todos los partidos políticos se empezó a especular y a “aclarar” cómo habían votado en el pliego del ex ministro de Gobierno.

Es que muchos no quieren que les endilguen el haber apoyado al ex funcionario de Jaque y rápidamente salieron a explicar cómo habían votado.

Es que la primera versión que circuló en la Casa de las Leyes es que los 14 senadores radicales habían puesto bolilla negra. Junto a ellos, también habían votado en contra, el senador demócrata Carlos Aguinaga –que hizo público su voto en una conferencia de prensa-, uno de Unidad Popular, uno de ARI y uno del vicegobernador Cristian Racconto, que está obligado a votar ya que los senadores son 38 y debe haber ser un número impar cuando se votan pliegos.

Nosotros no fuimos

Después de casi tres horas de sesión –en donde se votaron los pliegos de otros veinte aspirantes a jueces– desde el PD, tres senadores salieron a echar luz al tema con una nota que  explicaron que “los senadores abajo firmantes no hemos prestado acuerdo al pliego enviado por el Ejecutivo Provincial para ocupar el cargo de Ministro de la Corte de la Provincia de Mendoza”. Y sigue “consideramos indispensable mantener la independencia del Poder Judicial”. “Apoyamos que la justicia de Mendoza mantenga una saludable distancia del poder económico y político”. “Consideramos que la razón central es que el juez siga siendo el protagonista del equilibrio delicado entre todos los intereses, para resolver sobre los derechos de los gobernados, acercándose a la equidad y al ideal de justicia en sus decisiones”.
El escrito está firmado por Nelly Gray de Cerdán, presidenta de bloque; Ernesto Corvalán y Estela Catulo.

Gray de Cerdán, Catulo y Corvalán, del PD salieron a decir que votaron en contra de Adaro.

Gray de Cerdán se encargó de repartir la nota a la prensa y se apuró a dar explicaciones. “Para nosotros lo principal ha sido mantenernos dentro de las líneas de las leyes que hay que cumplir  por eso hasta ahora no hemos manifestado nuestro voto. Acordamos tres senadores que no íbamos a dar el acuerdo necesario al pliego de Adaro. Hoy necesitamos cuidar la independencia del poder judicial de las presiones políticas y presiones de todo tipo que puedan existir. Yo personalmente si alguna vez cometo alguna barbaridad me gustaría encontrarme un juez ecuánime, que no esté comprometido con ningún partido político y eso es lo que también pretendo para la ciudadanía”.

La senadora dijo además no estar de acuerdo con la “partidización” que se quiere plantear de la elección de jueces y dijo que hacía falta la mirada de una mujer en la Corte.
Afuera de ese “acuerdo” que firmaron tres senadores del PD quedó Carlos Aguinaga, quien la semana pasada fue relegado de su cargo de jefe de bloque y anticipó públicamente que le daría bolilla negra a Adaro.

“Ellos me dijeron que iban a votar en contra. Hubiéramos ganado”, contó Aguinaga al salir del recinto visiblemente desencajado.


Los radicales dicen que aseguraron las bolillas negras

En la UCR dicen que de su parte hubo bolillas negras para Adaro. César Biffi, presidente del partido indicó que “tengo seguro los 14 votos de la UCR, el voto de la senadora (Alejandra) Naman y de (Guillermo) Amstutz. Además del de Aguinaga que había hecho público su voto. 
“Era importante dar una manifestación de absoluto desagrado con la decisión del gobierno. Una decisión inconsulta, inoportuna y errónea. Advertimos que era conveniente retirar el pliego y la ajustada votación de  21 a 18 lo demuestra”, indicó el senador radical.

Los radicales en la previa de la votación.

“Cuando algo tiene cabeza de león, cola de león y pata de león, es un león”.

Con esa frase el senador Juan Carlos Jaliff, salió a explicar la situación que se vivió con la votación de Adaro.

Es que en la UCR no creen mucho en la manifestación pública que salieron a hacer en el PD y desde el partido de Alem reafirmaron su negativa a Adaro.

Esto porque en el radicalismo se utilizó como mecanismo que tres senadores –de los 14- tuvieran las bolillas en su mano y votaron en representación de los restantes.
Esta metodología también fue usada por el Partido Justicialista.


Jaliff pide transparentar las votaciones

Jaliff manifestó que ha presentado un proyecto para modificar un artículo de  la Constitución provincial. La idea es transformar las votaciones secretas en votaciones públicas.

“Urgente los partidos políticos de Mendoza tenemos que tomar una decisión de cambiar este sistema, no podemos esperar más. Si todos acompañamos esta propuesta, el 23 de octubre la ponemos a consideración de los mendocinos y el 24 de octubre ya las audiencias de las votaciones se pueden hacer públicas y no secretas como hasta ahora. Así de cara a la sociedad decimos como votamos y terminamos con especulaciones políticas que terminan perjudicando a la transparencia de designación de funcionarios”.

Opiniones (0)
18 de octubre de 2017 | 02:41
1
ERROR
18 de octubre de 2017 | 02:41
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
    17 de Octubre de 2017
    "Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México
    La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes
    11 de Octubre de 2017
    La última fecha de eliminatorias Rusia 2018 en imágenes