Gobierno: no pudo nombrar directores en Siderar

El Gobierno encontró ayer su segundo escollo para la medida más resistida por los empresarios en los últimos días: no logró nombrar, como pretendía, a tres directores en Siderar, compañía del grupo Techint, como indica el reciente decreto que amplía la participación estatal en los directorios a través de la Anses. Por negativa de la mayoría de los accionistas en una asamblea ordinaria, ese punto pasó a un cuarto intermedio hasta el 11 del mes próximo

El Gobierno encontró ayer su segundo escollo para la medida más resistida por los empresarios en los últimos días: no logró nombrar, como pretendía, a tres directores en Siderar, compañía del grupo Techint, como indica el reciente decreto que amplía la participación estatal en los directorios a través de la Anses. Por negativa de la mayoría de los accionistas en una asamblea ordinaria, ese punto -sustentado en el 25,97% que tiene ahora el Estado en la siderúrgica- pasó a un cuarto intermedio hasta el 11 del mes próximo, postergación que desencadenó un manifiesto malestar en el Gobierno.

La Casa Rosada había fracasado anteayer con una pretensión similar en Molinos, donde propuso incorporar dos directores. Y, ayer, tras conocerse la votación de Siderar en la sede del Centro de Industriales Siderúrgicos, en Catalinas, la respuesta gubernamental fue asumida por el ministro de Economía, Amado Boudou, en un comunicado de inusual dureza que emitió desde Washington, y por su par de Planificación, Julio De Vido.

Boudou calificó la situación de "lamentable" y pidió que se respetara "el valor de la propiedad" y la "seguridad jurídica". Ante periodistas argentinos, se anticipó a una medida que Techint analiza por estas horas: presentarse en la Justicia. "Espero que no busquen avanzar con una vieja metodología de grupos concentrados, como es el amparo, para vulnerar los derechos de los consumidores. Espero que no vayan por ese camino y que se pongan los pantalones largos", advirtió.

Boudou es protagonista excluyente de esta historia: fue quien discutió días atrás con Daniel Novegil, CEO de Ternium, por la designación que el grupo más rechaza: la de Axel Kicillof. Sus declaraciones volvieron a sorprender a empresarios de otras compañías involucradas en la nueva regulación. "Bueno, no es poco que el ministro valore el derecho de propiedad y seguridad jurídica", dijo ayer con ironía un ejecutivo.

De Vido fue igual de terminante vía la agencia Télam. "Hicieron una descalificación del designado en Techint, Axel Kicillof, porque es joven o porque pertenece a una agrupación política. Se trata de la atribución del Estado de tener la cantidad de directores que fija la tenencia accionaria. La mayor inseguridad jurídica sería que el Estado, que es de todos los argentinos, no reclamara tener los representantes que le corresponden en las empresas."

Kicillof tiene 39 años y es economista. De Vido recordó que era el "autor del plan de negocios de Aerolíneas, además de militante de una agrupación política, cosa que nos enorgullece. En el Ministerio es un orgullo contar con los servicios de Axel, que es un excelente profesional, con un currículum que más de un opinador o consultor económico envidiaría".

Contragolpe
La asamblea duró dos horas. La abogada representante de la Anses votó en contra de la mayoría de las propuestas de Siderar -se abstuvo en dos-, incluido un sorpresivo reparto de dividendos que más que triplicó lo previsto en febrero y que debería beneficiar a los jubilados. Esas diferencias entre lo anunciado y lo concretado llevaron a la Bolsa a suspender la cotización de la acción hasta obtener mayores precisiones (ver Pág. 2) y multiplicaron las especulaciones en otras empresas. ¿Por qué Techint reparte tanto más?, ¿Estará esperando una embestida todavía mayor?, eran las preguntas planteadas.

El rechazo de la Anses en la asamblea alcanzó a la aprobación de los estados contables del grupo, avalados en su momento por el directorio de 11 ejecutivos, entre ellos, Aldo Ferrer, el anterior director designado por el Estado. Como contragolpe, el organismo estatal recibió el desaire de los representantes de los trabajadores de Siderar, agrupados en el programa de propiedad participada, para el nombramiento de los tres directores.

Es muy probable que Techint recurra ahora a la Justicia. El Gobierno está, claramente, ante un negociador fuerte, que logró, por ejemplo, revocar el tope y las sanciones que Guillermo Moreno, secretario de Comercio Interior, le había aplicado hace un mes por el precio de la chapa. No se trata, de todos modos, de cuestiones jurídicas sencillas. Esta semana, varios camaristas recibieron consultas de empresas alcanzadas por el decreto.

Un operador definía anoche la situación recordando al presidente de Shell, enfrentado en varias causas con el Gobierno. "Algunos quieren hacer la gran Aranguren [Juan José] y resistir. Pero no es fácil porque se trata de una ley: Aranguren se paró con respaldo corporativo externo y contundente contenido jurídico."

(fuente: www.lanacion.com.ar)
Opiniones (0)
22 de octubre de 2017 | 16:40
1
ERROR
22 de octubre de 2017 | 16:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    18 de Octubre de 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
    17 de Octubre de 2017
    "Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México