San Antonio Spurs abandonó la racha negativa

Después de seis derrotas consecutivas que alcanzaron para poner en serio riesgo mucho de lo bueno que San Antonio había hecho hasta mediados de marzo, los Spurs volvieron a ganar. Ahora habrá que ver si el 114-97 de esta tarde ante Phoenix alcanza para disipar las dudas que generó esa racha negativa y el equipo de Gregg Popovich puede terminar la fase regular como número uno de la Liga

Alguna vez tenía que ocurrir, y fue hoy. Después de seis derrotas consecutivas que alcanzaron para poner en serio riesgo mucho de lo bueno que San Antonio había hecho hasta mediados de marzo, los Spurs volvieron a ganar. Ahora habrá que ver si el 114-97 de esta tarde ante Phoenix alcanza para disipar las dudas que generó esa racha negativa y el equipo de Gregg Popovich puede terminar la fase regular como número uno de la Liga para asegurarse la ventaja de localía en todas las series de playoffs que le toque jugar hasta el final de la 2010/11.

Acaso el dato más curioso de este partido sea que San Antonio ganó sin necesitar un gran aporte de ninguna de sus tres súper estrellas. De hecho, Duncan, Parker y Ginóbili terminaron por debajo de los 10 puntos. En un comienzo gol a gol, Manu falló sus primeros dos lanzamientos y junto a McDyess fueron los primeros en tomar minutos de descanso, cuatro segundos antes de la mitad del cuarto inicial, con su equipo abajo por 14-13. Los reemplazaron George Hill y el Colorado Matt Bonner y con esa primera rotación el equipo Popovich encontró un parcial de 10-2 para sacar la primera ventaja considerable: 24-16. Y ambos resultaron piezas clave en la definición del juego.

Manu regresó al partido con su equipo arriba por 9 (27-18), pero tomó otro lanzamiento y volvió a fallar. Con el aro cerrado, el bahiense eligió no forzar y hoy sí, San Antonio encontró vías de gol alternativas. Cuatro de los hombres que llegaron desde el banco sumaron 38 puntos para llevar la ventaja a 29: 57-28 a 6' del descanso largo: George Hill tenía 19 puntos, Matt Bonner10, Gary Neal 6 y Tiago Spliter 3. En tanto, Parker (7), Duncan (4) y Manu (0), apenas acumulaban 11.

Manu (terminó con 6 puntos, 3 rebotes y 2 asistencias en 24 minutos) recién quebró el cero en su casillero de puntos a 1'43" del entretiempo: recibió de McDyess y anotó un tiro de dos puntos para llevar el resultado a 61-39. Pero a esa altura ya estaba claro quién era el hombre de la noche: George Hill volvió al partido para jugar el último minuto y medio del primer tiempo y, con un triple desde la derecha y un doble volcado a la izquierda cuando el reloj llegaba a cero, le puso la chapa final al primer tiempo: 70-46 para los texanos, con 24 puntos del número 3 (fue el goleador del partido con 29).

A la vuelta del descanso no hubo espacio para sorpresas. San Antonio manejó la ventaja y se quedó con un triunfo que necesitaba y que esperaba hacia bastante.
Opiniones (0)
17 de agosto de 2017 | 14:43
1
ERROR
17 de agosto de 2017 | 14:43
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial