Iglesias cree que representa a la gente y se apoya en Fayad

"Ocurre lo mismo que en 1999, cuando Genoud tenía el apoyo de la dirigencia radical y yo el de la gente", explicó. Aquella vez, el ex senador nacional decidió bajarse de la candidatura e Iglesias ganó en los comicios generales. Descartó una reunión entre Cristina y Fayad.

Roberto Iglesias ratificó su candidatura a gobernador en el momento más crítico de la interna radical y comparó a su rival, Alfredo Cornejo, con el polémico dirigente fallecido José Genoud.

"Las situaciones son idénticas que en 1999, cuando Genoud representaba un modelo distinto al mío: él era una referencia para la dirigencia y yo para la gente. Finalmente él reconoció esta situación y se puso a trabajar conmigo", disparó el ex gobernador radical.

Iglesias recordó de esta manera la dimisión de Genoud, por entonces senador nacional, a la candidatura a gobernador. De esta manera dio paso a Iglesias, quien gobernaba el municipio de la Capital, para que fuera el candidato a gobernador. Este proceso culminó con una victoria electoral de alguna manera impensada, debido a que en principio la punta en las encuestas la llevaba el demócrata Carlos Balter.

Después de aquel gesto, Genoud entró en una pendiente política que se transformó en abismo con la denuncia de sobornos en el Senado Nacional, en la que quedó seriamente implicado.

Iglesias no rozó este aspecto de la debacle de Genoud, pero sí se permitió abundar en la comparación de los aspectos políticos de aquella época y sugirió la necesidad de que Cornejo haga lo mismo que Genoud: dar un paso al costado.

"Pasa lo mismo que en aquel momento. Genoud tenía la preferencia de la dirigencia y me ganó un congreso 70 a 30. Después se dio cuenta que no cambiaba la situación hacia afuera y el proceso terminó siendo exitoso", afirmó.

Y agregó: “Para mí siempre ha sido más importante formar parte de un radicalismo eficiente y que gobierna bien y otros incentivan su trabajo hacia armar estructuras partidarias internas”.

Por otro lado, Iglesias salió al cruce de los rumores sobre encuentros entre su posible aliado, el intendente capitalino Víctor Fayad, y la propia presidenta de la Nación, Cristina Fernández. “No me consta, no tengo ningún indicio”, afirmó.

Fayad e Iglesias tuvieron una reunión el domingo sobre la cual no han trascendido detalles, pero que al precandidato a gobernador le sirvió para confirmar que puede contar con el intendente en la interna. "Avanzamos con Fayad en coincidencias para trabajar juntos", aseguró Iglesias.

Después del domingo viajó al sur en tren de campaña. Y en este preciso momento, más allá de los fuertes picoteos internos, contempla la posibilidad de lograr un acuerdo a través de una reunión cumbre con su rival que habría sido propiciada por su ex colaborador (hoy en las filas de Cornejo) Enrique Vaquié. "Hasta el 28 (día del cierre de listas) hay posibilidades", aseguró.
Opiniones (0)
17 de agosto de 2017 | 15:55
1
ERROR
17 de agosto de 2017 | 15:55
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
    15 de Agosto de 2017
    Bunkers de la Segunda Guerra Mundial