Autopista: un motivo para la pelea Gobierno-Macri

Después de algunos meses de tregua, el gobierno nacional y el porteño volvieron a intercambiar ayer duros golpes mediáticos. Esta vez, las obras en la autopista Illia fueron el motivo de la disputa: mientras el propio Mauricio Macri acusó a la administración kirchnerista de no permitirle finalizar las obras, el secretario de Transporte, Juan Pablo Schiavi, acusó a la gestión porteña de "montar un show mediático por un capricho electoral"

Después de algunos meses de tregua, el gobierno nacional y el porteño volvieron a intercambiar ayer duros golpes mediáticos. Esta vez, las obras en la autopista Illia fueron el motivo de la disputa: mientras el propio Mauricio Macri acusó a la administración kirchnerista de no permitirle finalizar las obras, el secretario de Transporte, Juan Pablo Schiavi, acusó a la gestión porteña de "montar un show mediático por un capricho electoral".

Por la mañana, Macri reclamó a la presidenta Cristina Kirchner que se ocupe de "hacer despejar" un terreno cercano al aeroparque Jorge Newbery para permitir la finalización de la autopista, "que hará disminuir rotundamente los tiempos de viaje, el consumo de combustible y la contaminación ambiental", según afirmó.

"Estos son los casos en que la política perjudica a la Argentina. Por eso quiero decirle a la señora presidenta que entre la política y la gente nosotros elegimos la gente", subrayó Macri en una conferencia de prensa que ofreció en avenida Sarmiento y Costanera junto a su ministro de Desarrollo urbano, Daniel Chaín. Para el jefe de gobierno porteño, la obra "solucionaría los problemas de tránsito que tienen 60.000 porteños todos los días". Detrás de él, un cartel rezaba: "Obra no terminada por culpa del gobierno nacional".

Macri afirmó: "Estamos sin poder continuar desde el 15 de enero una obra que podría concluirse en pocos meses más. Hemos presentado los planos correspondientes y hemos superado las pruebas técnicas con especialistas que ellos eligieron, pero no responden a nuestros pedidos. Seguiremos insistiendo", afirmó.

Un "show mediático"
Por la tarde, y desde el Ministerio de Planificación que encabeza Julio De Vido, llegó la contestación oficial. "El gobierno de la ciudad armó un show mediático, y no vamos a dejar que por un capricho electoral de termine una obra que pone en riesgo la vida de mucha gente", afirmó Schiavi.

El sucesor de Ricardo Jaime en la Secretaría de Transporte -y ex dirigente macrista- explicó que el gobierno porteño debía "asumir sus responsabilidades" y depejar el terreno en disputa antes de reclamar la finalización de las obras de la autopista. De paso, aprovechó para recordar y criticar otros reclamos de Macri. "Dice que la Nación no le da recursos para terminar la red de subterráneos, y cuenta con el mayor preuspuesto que tuvo la ciudad en toda su historia", afirmó Schiavi.

Los continuos choques entre el gobierno nacional y el porteño tuvieron su clímax en diciembre pasado, con la violenta ocupación del parque indoamericano. El traspaso de la policía fue otro tema de conflicto.

Después de unos meses de relativa calma, ambas gestiones volvieron a chocar, esta vez por la finalización de una obra pública que, de concretarse, traerá alivio para miles de automovilistas que intentan llegar al centro de la ciudad cada mañana.
Opiniones (0)
22 de agosto de 2017 | 14:47
1
ERROR
22 de agosto de 2017 | 14:47
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes