Gabriela Koltes: "La virreina y yo estamos muy afligidas"

La flamante Reina Nacional de la Vendimia dialogó telefónicamente con MDZ y opinó sobre la vergonzosa situación vivida en las dos jornadas de repetición del Acto Central. En la nota, la godoycruceña cuenta cómo vivió ese momento.

Gabriela ya está en su casa. Luego de jornadas agotadoras, atiborradas de compromisos protocolares, capacitaciones, festejos y reuniones sociales, la actual Reina Nacional de la Vendimia disfruta ahora de la compañía de sus seres queridos.

MDZ se comunicó con ella telefónicamente para que la joven relatara como fue su regreso al hogar luego de las extenuantes jornadas y la emoción final de resultar coronada; pero en la charla predominó el tema del escándalo vendimial suscitado entre artistas y gobierno.  

Gabriela, coronada por María Flor Destéfanis.

-¿Cómo fue tu regreso a casa, luego de la vorágine de eventos protocolares y la emoción de haberte convertido en Reina de la Vendimia?

-Fue maravilloso. El lunes en la mañana dejé el hotel Alcor, así que avisé a mi papá que llegaría a casa alrededor del mediodía. Cuando por fin llegué… ¡Estaba todo el mundo! Tanto mi familia paterna como materna, tíos, primos… hasta una prima de Francia que se encuentra de visita.

-¿No te imaginabas a tanta gente?

-Sí que me la imaginaba. Estaba segura de que iba a estar todo el mundo, pero además pasaron cosas muy divertidas: una vecina, al darse cuenta de que yo llegaba, puso la alarma de la casa para que toda la cuadra se asomara a la calle. ¿Cuál fue le resultado? ¡Estuve hasta las cuatro de la tarde sacándome fotos! Pero fue un muy lindo día, siempre es lindo sentir tanto cariño. Creo que no faltó nadie de mis vecinos que viniera a felicitarme o darme un beso.

Junto a la virreina María Florencia Morralla, bailando al ritmo del cuarteto el lunes en la noche.

-Debe haber sido muy contradictoria la vivencia emocionante del día sábado en el Acto Central con los problemáticos días que significaron el domingo y lunes de repetición…

-Mirá, realmente, con María Florencia (Morralla, la virreina) no entendíamos nada. El domingo veíamos que el espectáculo se demoraba y en un principio creímos que era por el mal tiempo y la lluvia que se había desatado sobre el teatro griego. Sin embargo, yo percibí caras de nerviosismo y enojo.

Finalmente, unas coordinadoras nos explicaron que se había parado el espectáculo. Te digo la verdad: Flor y yo nos quedamos muy tristes, porque la verdad es que, hablando específicamente por nosotras, el sábado no pudimos verlo. La ubicación que teníamos ese día no era la mejor, y además los nervios tan grandes sólo nos hacían pensar en el momento de la elección.

Sin embargo mi tristeza es mayor y más importante por todos los mendocinos que no pudieron asistir el sábado a pesar de haber hecho las colas tan largas para conseguir entrada. Por supuesto, también por los turistas y la gente que viene de otras provincias y países. Esto que pasó nunca había sucedido en la historia, y te repito, nosotras dos nos quedamos muy afligidas.

-¿En qué momento se enteraron que la suspensión no era por un temporal, sino por el conflicto que se generó?

-Te repito: cuando empezamos a ver que la gente se iba, pensamos que era por el mal tiempo. Luego nos dieron una explicación muy corta: había un conflicto entre los artistas y el gobierno. No supimos nada más.

Sinceramente, me quedé un rato con la esperanza de que se lograra una solución y el espectáculo se representara… pero no sucedió.

-¿Tenés una opinión formada sobre el problema? ¿Qué querés decir sobre el tema?

-Yo realmente no tengo bien en claro lo que pasó, o que fue lo que generó tamaño conflicto. En el momento no se nos dijo casi nada, solo las breves explicaciones que te conté, y nos sacaron del lugar. Luego he leído los diarios, he mirado la tele y escuché ambas campanas. Creo que ambos bandos tienen razones valederas y dan explicaciones dignas de escuchar. Lo que me da mucha pena es el fracaso del diálogo.    

-¿Supiste que el lunes los artistas quisieron entrar al teatro griego y representar “Los rostros de la Vendimia”?

-No, de eso nunca me enteré. Mirá: a nosotras nos llevan rapidísimo en ese “micrito” que seguro todos han visto y la verdad es que no sabemos lo que pasa. Yo me entero de todo después. El lunes llegamos y yo seguía con la esperanza de ver el espectáculo. Finalmente, solo pudimos disfrutar de las bandas de cuarteto. ¡Nos quedamos como hasta las 4 de la mañana!   

Opiniones (0)
22 de octubre de 2017 | 20:30
1
ERROR
22 de octubre de 2017 | 20:30
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    18 de Octubre de 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
    17 de Octubre de 2017
    "Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México