Zapatillas que florecen

Una compañía holandesa diseñó algo totalmente novedoso en el mundo del calzado: una gama de zapatillas biodegradables con semillas incrustadas en las lengüetas. El producto no solo se ve bien: no deja huella en el medio ambiente cuando se tira. Enterralas en el jardín, un parque o simplemente compost, regalas regularmente ¡y crecerán flores de tus viejas zapatillas!

La compañía holandesa OAT diseñó una gama de zapatillas biodegradables con semillas incrustadas en las lengüetas. Llamada The Virgin Collection, las zapatillas pueden ser descartadas para enterrarlas, donde se descomponen por completo y un ramo de flores silvestres crecerá para marcar el lugar.


OAT, una empresa joven e innovadora fundada hace dos años por el diseñador Christiaan Maats, presentó la fresca Virgin Collection en la Green Fashion Competition en el marco de la Fashion Week de Amsterdam (AIFW 2011). En el show se mostró la zapatilla plantada en una carretilla blanca empujada por Adán y Eva con poca ropa. “Guardado en el jardín del Edén" fue el tema del show, a partir de la idea de una colección de zapatillas hechas de "todas las cosas buenas que la madre tierra tiene para ofrecer”.
 
“Para nosotros es lógico", explica OAT. "Son productos de moda que son parte del planeta en el que vivimos. A todos nos gustan los accesorios de moda, entonces ¿por qué no hacerlos totalmente biodegradables? Puede parecer ridículo, pero se deja algo mucho mejor atrás: un árbol, flores e incluso una planta de algodón que te proporcionará una nueva remera”.

OAT pasó dos años en busca de los mejores materiales y mantuvo el enfoque en un diseño limpio. "El reto era hacer una zapatilla que tuviera un estilo fresco, con materiales que se descompusieran cuando uno las entierra. No había alternativas en el mercado, así que tuvimos que desarrollar y crear nuestros propios materiales y procesos".


The Virgin Collection está compuesta de zapatillas para hombres, mujeres y un par unisex para los que no les importa compartir. Todos los modelos tienen tonos naturales, finas líneas clásicas y hacen estallar los colores de primavera. La suave lona hace que el pie respire y la suela flexible garantiza un ajuste cómodo. Están disponibles en varias tiendas europeas; la edición limitada es de 900 piezas.


Después de usarlas por un tiempo largo, uno tiene la opción, en lugar de tirarlas a la basura, de plantarlas ¡y verlas florecer! Por eso, el resultado final es muy gratificante, ya que ofrece una verdadera alternativa verde al mundo de las zapatillas.


La propuesta fue recibida con tal entusiasmo que ganó el 2° premio en el Concurso de Moda Verde, que se celebró dentro de la Semana de la Moda Internacional de Amsterdam.

Opiniones (0)
15 de diciembre de 2017 | 23:14
1
ERROR
15 de diciembre de 2017 | 23:14
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho