Dolorosa derrota de San Antonio y Ginobili

Pintaba para partidazo el choque entre Spurs y Lakers en el SBC Center. Pero la emoción duró apenas medio cuarto y a partir de ahí hubo un monólogo del equipo de Phil Jackson, que se llevó la victoria por 99-83 y dejó frustración en San Antonio. Manu Ginóbili tuvo un flojo partido con apenas 6 puntos y 3 asistencias

Pintaba para partidazo el choque entre Spurs y Lakers en el SBC Center. Pero la emoción duró apenas medio cuarto y a partir de ahí hubo un monólogo del equipo de Phil Jackson, que se llevó la victoria por 99-83 y dejó frustración en San Antonio. Manu Ginóbili tuvo un flojo partido y terminó con apenas 6 puntos y 3 asistencias en 23 minutos. La derrota  no modifica las posiciones en la Conferencia Oeste, que sigue teniendo al equipo de Gregg Popovich como líder con 51 ganados y sólo 12 perdidos, pero les sirve a los Lakers para enhebrar su séptimo festejo en fila y consolidarse en el tercer lugar con 45 y 19 detrás de Dallas, que tiene 45 y 16.

Los Lakers arrancaron el partido duros en defensa y con todas las vías de gol abiertas para irse al primer corte con 21 de ventaja: 34-13. Mientras el equipo de Phil Jacson anotaba el 60% de sus tiros de cancha en el primer cuarto (15/25), el local apenas superaba el 27,3 (6/22). En ese arranque flojo estuvo involucrado Ginóbili: 1/3 dobles y 0/2 triples en los 8 minutos que tuvo en cancha en el parcial. El resto de los casilleros, en blanco.

Con Manu como único estelar en cancha en el arranque del segundo cuarto (descansaban Duncan y Parker), los visitantes lograron una ventaja de 24 con un triple de Barnes que llevó el tablero a un preocupante 44-20. Y un doble y foul aprovechado por Pau Gasol (15 puntos hasta ahí) le dio 27 de luz a la visita, que en un cuarto y medio ya había superado el medio centenar de puntos (51-24).

A 3’06" del descanso largo Manu raspó a Kobe Bryant, quien reaccionó con un codazo corto a las costillas del bahiense. Ginóbili amagó con responder pero se frenó a tiempo y los árbitros le pitaron una falta técnica al 24 de los Lakers. Manu falló desde la línea, en una clara muestra de que la cosa venía torcida. Un triples de Fisher estableció una nueva máxima para la visita: 29 (65-36), y después de un libre convertido por Parker se fueron al descanso.

Probó seis minutos más con los titulares Gregg popovich, pero no le dio resultado y bien temprano mandó a sus tres estrellas al banco. Fue el fin de una racha para San Antonio, que perdió en su casa después de 22 partidos. Ahora sólo queda dar vuelta la página y empezar a pensar en el partido del próximo miércoles ante Detroit, también en casa.

 
Opiniones (0)
20 de noviembre de 2017 | 11:40
1
ERROR
20 de noviembre de 2017 | 11:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Grammy Latinos 2017
    18 de Noviembre de 2017
    Grammy Latinos 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia
    16 de Noviembre de 2017
    Lluvias torrenciales en Grecia