Deportes

Daniel Vila anunció que se “cansó” y no terminará la tribuna de la Lepra

El presidente de Independiente Rivadavia quería ponerle a la tribuna que se está construyendo en el Gargantini el nombre de su padre, Alfredo Vila. El descontento de los hinchas que querían llamarla como el ídolo del club “Hugo Cirilo Mémoli”, enojó al dirigente.

La derrota de ayer de la Lepra ante Unión de Santa Fe tuvo ecos que trascienden lo deportivo y que hoy ponen en duda la continuidad de Daniel Vila al frente del club.

El dirigente en el programa Ídolos y Anónimos de Radio La Red, anunció que no seguirá con la construcción de la tribuna y la dejará inconclusa, convocando a una asamblea el jueves por la tarde en el Club para que el que se quiera hacer cargo de la terminación de la misma lo haga.

“La obra venía a tiempo, llegué de viaje, me enteré que había disconformidad por ponerle el nombre de mi padre a la tribuna. Hablé con el arquitecto, esa tribuna está con algún tipo de maldición, le pedí que terminaran de trabajar en la obra, yo no la voy a terminar”, dijo Vila.

“Voy a dejarla inconclusa, no creo que la memoria de mi papá merezca que la manoseen. Si hay socios que no comparten esto, ahí está, que la terminen”, agregó.

Esta situación ha generado repercusiones en el mundo Azul y se especula que con Vila en las próximas horas renunciaría a si cargo.
En Imágenes