Volver a los buenos tiempos, ¿es volver en el tiempo?: Iglesias quiere ser gobernador de Mendoza

El Ingeniero Roberto Iglesias estuvo en San Rafael y habló de todo lo referente al proceso interno de la UCR. Entrá en la nota y lee la postura del ex Gobernador que quiere volver a ocupar ese lugar en la Provincia.

Roberto Iglesias estuvo en San Rafael promocionando su precandidatura a la gobernación por la UCR. La charla con él se planteó en dos partes, una primera "off the record", como para ordenar ideas y plantear tópicos y luego la entrevista en sí misma.

Lo sorprendente del caso, es que ambas conversaciones fueron prácticamente idénticas, casi como si el ex gobernador tuviera puesto un "cassette" y ante el encuentro con el periodista, desenrolla un discurso que emite con voz tranquila y monocorde y la mayor parte del tiempo con la vista desenfocada, como buscando en su memoria las referencias que necesita para seguir recitando su predicado, al tiempo que va revisando mentalmente lo que acaba de decir.

Después de conversar con él, más allá de lo claro que queda que su posición en el proceso interno del radicalismo es dura y muy poco dispuesta a transigir, queda la vaga sensación de que, de algún modo, el tiempo no hubiera transcurrido para él. En algunos aspectos, Iglesias habla y se comporta como si  todavía fuese el gobernador de la provincia, o al menos, pensando que él ha sido el último buen gobernador que Mendoza tuvo. Quizás en esto tenga que ver su entorno, que lo trata como el centro de un microcosmos en el que él es la cima de cualquier situación. A pesar de haber compartido breves instantes con sus colaboradores, se advierte claramente que todos a su alrededor están a su entera disposición y nadie parece muy dispuesto a contradecirlo.

Una anécdota lo pinta de un solo rasgo. Mientras duró la entrevista en el lobby del Tower Inn & Suites, compartimos un café. Al terminar la reunión, saludó cortésmente y se retiró sin siquiera preguntar quién pagaría el café, como si ese menester fuera propio de algún subalterno  responsable de esas minucias.

Hay una parte del diálogo que plantea un conflicto de lógica que a Iglesias no parece preocuparle mucho. Reconoce que las bases del radicalismo reclaman unión y acuerdos, y esto le parece bueno, pero admite muy pocas posibilidades de diálogo con los otros sectores de su partido. Más bien ninguna. A la usanza de Kirchner en este aspecto, Iglesias está dispuesto a permitir que lo acompañen todos los que piensen como él. A los demás, casi ni los considera.

Está absolutamente convencido de su victoria en la interna del 17 de abril, y seguramente el lector advertirá en la parte implícita de una de sus respuestas, que le preocupa qué va a hacer Cornejo el día después de la derrota, porque él no parece admitir como posible la posibilidad de perder.

Ofrecemos al lector estas consideraciones previas, como una introducción para el diálogo con un referente y actor protagónico de la política mendocina de los últimos años, y enunciadas con profundo respeto por la opinión en contrario y por la figura y trayectoria del ingeniero Iglesias. También es necesario aclarar que lo expresado, no son otra cosa más que percepciones personales y absolutamente subjetivas de quien esto escribe, y por lo tanto, suceptibles de error en la apreciación.

Por eso, transcribimos a continuación y de manera textual, la charla que tuvimos con él, para que nuestros lectores saquen sus propias conclusiones.

 

¿Cuál es su plan en esta visita a San Rafael a tan pocos días de la llegada de Alfonsín a Mendoza?, ¿viene Alfonsín a San Rafael?

Entiendo que no. Llega el lunes a Mendoza y quiere tener una reunión con la dirigencia, seguramente preparando y dando los lineamientos de su campaña para el 30 de abril. No se sabe hasta dónde llegará porque aparentemente ha cambiado los horarios de vuelta a Buenos Aires.

De todas maneras nosotros separamos claramente la elección nacional de la provincial, primero y principal porque le damos prioridad a lo provincial. Entendemos que nuestra fortaleza está en lo provincial y en ese sentido vamos a trabajar y vamos a militar porque somos un partido nacional y militaré nuestras preferencias. Por sobre todas las cosas respetamos la opinión de nuestros aliados en la provincia, que algunos de ellos no comulgan con Alfonsín. Esto lo tenemos claro y cada uno definirá su posicionamiento a nivel nacional como crea conveniente. 

Cornejo estuvo acá hace un par de días y dijo que “le da lo mismo quién sea el candidato con tal de que sea un radical”. ¿Ustedes están con la misma actitud?

Me preocupa el día después porque el partido viene de una situación no resuelta y todos vemos que está desordenado. Lo que hace falta es una conducción para ordenarlo. No se ordena a través de canje de cargos y esto no es que vengamos a ocupar un lugar por un cargo y nos da lo mismo cualquiera. Tengo en claro lo que quiero y creo que estoy en buenas condiciones como para poder afrontar y gobernar la provincia. La sociedad sabe y me conoce de lo que soy capaz y de lo que no y me parece que este trabajo hay que llevarlo adelante ahora.

No creo que el partido se vaya a encolumnar detrás de arreglos de la dirigencia e intercambio de puestos. Los liderazgos no se ejercen a través de intercambio de puestos. El que gane, porque creo que vamos a ganar, debe estar en condiciones de convocar y consensuar con los distintos dirigentes de sectores partidarios para ir detrás de una misma propuesta. Eso yo lo he demostrado cuando me tocó asumir la responsabilidad en la provincia: el partido estuvo absolutamente encolumnado detrás de mis objetivos y por eso hicimos todo lo que hicimos y sacamos la provincia adelante. Ese me parece que es el camino.

¿Qué pasa con el que pierda?

El que pierda asumirá su responsabilidad y también dependerá de quien gane, la capacidad de convocatoria que tenga. Tengo metodologías distintas probadas en la historia, en la que hemos demostrado al radicalismo y a la sociedad que pudimos tener un partido concentrado, detrás de un mismo objetivo y detrás de decisiones difíciles en las cuales no hubo nadie que “sacara los pies del plato”. Eso tiene que ver con la búsqueda de consenso y de encontrar los denominadores comunes que permiten convocar a la dirigencia y a la militancia partidaria. Hay otros que consideran que las actitudes que se han venido tomando son de fuerza y todas estas cosas que suceden en política y que van más como medidas de presión que nosotros como partido hemos repudiado de otros partidos, como por ejemplo el kirchnerismo, al cual no le toleramos el “toma y daca” y “si no estás conmigo te echo” y todas estas cosas que vienen sucediendo. Me parece que el día después depende de quien tenga la capacidad de buscar consensos, ir a buscar a los que perdieron y contemplar las posibilidades de convocatoria a todo el partido.

Yo no espero nada de los demás, sino de mi propia potencialidad. En política vemos que se dan saltos para cualquier lado. Lo tenemos en la provincia hoy con el Gobernador y el Vice. Espero lo que cada uno pueda hacer desde su propia fuerza y su propia convicción. Lo que hagan los demás no lo puedo predecir.

Se perciben posturas firmes como la de Cornejo, Fayad o Usted, pero en la base del radicalismo, los militantes reclaman acuerdo e integración en una sola fuerza. ¿Lo percibe así?

Es claro. Eso lo piensa toda la sociedad. La unión es lo que uno siempre anhela, que quienes tengan que conducir tengan las posibilidad de unificar criterios. Lo venimos reclamando desde hace tiempo y hay algunos que no lo han querido. Nosotros hemos buscado mesas de consenso y he planteado que para que el radicalismo pueda no sólo ganar la elección, sino también gobernar, tiene que demostrar que está consolidado como lo supimos hacer en otras oportunidades. Esto lamentablemente no se ha dado, pero eso no me frena ni me paraliza. Yo estoy acostumbrado a que la realidad hay que trabajarla para poder modificarla. Uno habla de consenso y planteé que debíamos ser honestos y sinceros ya que si el partido era una “bolsa de gatos” la gente nos iba a mirar como eso, por lo que teníamos que buscar ejes en los que encolumnarnos. Lo vengo planteando desde hace mucho, que había tres ejes en los que debíamos encolumnarnos: reglas de juego claras, transparencia para que todos estuviéramos conformes del resultado de lo que tuviéramos que afrontar, y fundamentalmente una mesa de consenso en la que se compatibilizará el partido.

Mi idea es que hay que trabajar en positivo y elaborar una propuesta para gobernar Mendoza y hacerla creíble para los mendocinos y hay que hablar con la dirigencia del radicalismo, aquella que comprende que el camino común lo encontramos a través del diálogo, la búsqueda de objetivos comunes y no de la presión.

Hay dos “irrupciones” en el campo de la política que han influido significativamente en el proceso que se viene desarrollando: una por fuera del radicalismo, Alejandro Cazabán

Lo primero que veo es que hay mucha plata. Lo segundo que veo es que me parece que es un hombre de poco consenso y que forma parte de esa imagen que a uno se le da que es “el monje negro”, es un hábil político. Hay que buscar el consenso para que la gente acompañe y tener convicción. Creo que es el gran soporte de este gobierno: si no es el gobernador, es la sombra. En cuanto a la idea que me da es que tiene mucha plata y sabrá el justicialismo si es su candidato.

Y por dentro Ernesto Sanz. Candidato que apareció como un tercero en discordia, pero que hoy es casi una segunda alternativa,  porque lo de Cobos está prácticamente diluido.

No conozco muy bien los motivos por los cuales Ernesto es pre candidato a Presidente en esta interna. Vino trabajando conmigo hasta diciembre en un movimiento nacional que postulaba a Alfonsín y sorpresivamente lanzó su candidatura. Tampoco está mal, no lo critico, lo que digo es que estaba haciendo un camino. Se sentirá en condiciones de poder gobernar el país.

¿Eso es una actitud positiva, o cree que fragmenta?

Las postulaciones cuando son sanamente planteadas, no creo que sean malas. Cualquier puede saberse con fuerzas y pretensiones de gobernar y está bueno que se haga. Uno no debe dejar los espacios por temor. Si uno se siente en condiciones debe tomar el desafío. Todos criticamos lo que hacen los demás pero no nos ponemos la camiseta y nos metemos a la cancha.

Yo no lo acompañaría porque estoy comprometido en otro proyecto.

Su mensaje final a los radicales y a la comunidad para lo que viene.

Hoy la política está tan revuelta y hay tantas cosas que si las analizamos, de qué hace uno, qué hace el otro porque se entremezcla quién es oficialista y quién es oposición de tal manera que me parece que habría que buscar métodos transparentes de selección de candidatos que tenga que elegir la ciudadanía.

Las primarias abiertas me parece que son el mejor sistema. Me parece que aquí hubo sectores del oficialismo y del radicalismo que nos les convenía y se confabularon para que esto no se diera. Es transparente y participa toda la ciudadanía. Lamentablemente no se ha dado y esto se cubre sólo con participación ciudadana.

Yo digo que nos miren a nosotros, que nos miren la historia, lo que estamos haciendo. Le pido a la sociedad que participe. La gente le tiene aversión a la política, pero después somos nosotros quienes gobernamos. Le pido a la gente que se anime el 17 de abril a participar de la interna de la UCR para que después los partidos políticos propongamos los mejores candidatos que la sociedad crea que son, para no encontrarse con que los candidatos que llevan los partidos sean los que han elegido los aparatos. La manera de romper la manipulación es con una masiva participación de la ciudadanía no dependiente de los partidos políticos.

Opiniones (5)
19 de noviembre de 2017 | 09:36
6
ERROR
19 de noviembre de 2017 | 09:36
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Lo unico que falta despues de Jake,Felix,y ahora el iluminadito de Garavaglia es que aparezca el Chicho Russo que como este señor creen que fueron los salvadores durante el gobierno de ellos. Igualmente PERONCHA despedite del puestito en Octubre porque alguno de estos radicales con la cara de boludos que tienen y todo te la mandan hasta los flecos porque tu Celso peor no podria haber gobernado......
    5
  2. uhhhhh!!!!! Cómo se dan los radichetas!!!!
    4
  3. La lógica de Iglesias siempre ha sido la misma.. en eso la verdad que es coherente: Unión, acuerdo y consenso.. eso si siempre con él a la cabeza sino se acaba el diálogo.. Hasta cuándo vas dinamitar la posibilidad que otro radical pueda gobernar?? Si no sos vos nadie puede ser??
    3
  4. creo que es el unico gobernador que en plena crisis goberno sin dejar deuda y sin que nadie le achaque hacer dinero con el puesto , tambien es el unico que no traiciono al partido ni se paso a otro bando buscando privilegios , esperemos que pueda llegar al gobierno
    2
  5. No le podes pedir más, es un ex-Liceo, prolijito,limitadito, no ejercio nunca como profesional, antes de ser Intendente fue empleado público, malo y proclive a rodearse de corruptos.-
    1
En Imágenes
Grammy Latinos 2017
18 de Noviembre de 2017
Grammy Latinos 2017
Lluvias torrenciales en Grecia
16 de Noviembre de 2017
Lluvias torrenciales en Grecia