Ambientes vintage, acogedores y llenos de historia

Esta increíble vivienda pertenece a un diseñador de interiores sueco, es una casa de 1970 que fue renovada y decorada con muebles y elementos antiguos. Los objetos fueron en su mayoría comprados en ferias y ventas de garage, y justamente son los que aportan calidez a los espacios. Con ellos conviven la tecnología y unos pocos muebles contemporáneos.

A pesar de que su interior tiene muchas características populares, el lugar es realmente único. La casa está llena de muebles antiguos y elementos de decoración que se destacan sobre fondos blancos puros.


Esta fabulosa vivienda pertenece al diseñador de interiores sueco Marie Olsson Nylander. Es una antigua casa de 1970 renovada y convertida en un piso abierto y contemporáneo.


Todas las cosas fueron en su mayoría compradas en ferias y ventas de garage, y justamente son las que hacen los espacios acogedores y los llenan de historias. Por supuesto también hay piezas que fueron compradas en conocidas mueblerías y otras cosas de alta tecnología de las que casi nadie puede prescindir en la actualidad. A pesar de estos modernos objetos, el ánimo general del interior no cambia.


Características y atracción por lo vintage:

La palabra vintage proviene de "vingt ans" y es el equivalente a retro o clásico en castellano.

Exclusividad: La mayoría de los productos vintage fueron producidos en pequeñas cantidades y son pocos los que han llegado a nuestros días.

Calidad: Su confección suele ser exquisita. Son artículos caracterizados por su buen hacer, muchas veces de manera artesanal en su totalidad o gran parte de ella.

Materiales:
Gran parte de los elementos con los que se realizaron en su momento tienen hoy un alto precio.

Valor económico: Su precio está muy alejado de objetos similares actuales. Su valor incrementa según la época a la que pertenece, el diseñador que la creó, su buen estado y en algunas ocasiones, incluso, a quién perteneció.

Historia:
Los consumidores de este tipo de artículos dan gran valor añadido a su carga histórica. De hecho, uno de los lugares para adquirirlos son precisamente anticuarios.

Coleccionismo: No todo el público adquiere estos artículos para su uso. En ocasiones se crean auténticas colecciones privadas de diseño por el mero placer artístico de su posesión.

Acabado:
El gusto por el detalle, los elementos decorativos y la hechura tienen un esmero del que suelen carecer las piezas actuales.

Estilo: Lo vintage está asociado a personas creativas y de gusto refinado.






























Opiniones (0)
23 de agosto de 2017 | 11:12
1
ERROR
23 de agosto de 2017 | 11:12
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Incidentes en la movilización de la CGT.
    23 de Agosto de 2017
    Incidentes en la movilización de la CGT.