Cristina Kirchner busca distensión en Buenos Aires

La presidenta Cristina Kirchner les adelantó el viernes pasado a sus funcionarios que la semana próxima dialogará con el gobernador bonaerense, Daniel Scioli, para resolver el conflicto entre el Gobierno y el PJ bonaerense por la decisión de ella de concurrir a las elecciones presidenciales del 23 de octubre con listas colectoras en la provincia para mejorar sus posibilidades de reelección. "Tenemos que hablar con Daniel y llegar a un acuerdo", dijo en conversaciones muy reservadas

La presidenta Cristina Kirchner les adelantó el viernes pasado a sus funcionarios que la semana próxima dialogará con el gobernador bonaerense, Daniel Scioli, para resolver el conflicto entre el Gobierno y el PJ bonaerense por la decisión de ella de concurrir a las elecciones presidenciales del 23 de octubre con listas colectoras en la provincia para mejorar sus posibilidades de reelección.

"Tenemos que hablar con Daniel y llegar a un acuerdo", dijo en conversaciones muy reservadas, según pudo saber LA NACION.

Pero ese acuerdo deberá tener, según ella, una condición fundamental: la aceptación de las colectoras por parte de Scioli y de los intendentes del conurbano. Tanto uno como otros las rechazan abiertamente: esa estrategia le sumaría votos a Cristina Kirchner, pero les restaría a Scioli y a los jefes municipales.

La Presidenta decidió que Martín Sabbatella (Nuevo Encuentro) adhiera su boleta a la lista de ella, que irá con el Frente para la Victoria. Sabbatella llevaría a su vez a otros candidatos a intendente.

De ese modo, Sabbatella y Scioli, con sus respectivos candidatos a intendente, compartirían la boleta de Cristina Kirchner. Y ello perjudicaría al gobernador y a los barones del conurbano.

"Scioli tendrá que aceptar y ceder; no creemos que se rebele. Se va a encolumnar. No tiene alternativa", aseguraron a La Nacion en el entorno de la Presidenta.

En Balcarce 50 y en La Plata imaginan una fórmula intermedia según la cual podría haber colectoras en algunos distritos y en otros no. Lo cierto es que la Presidenta y Scioli compartirán tribuna el jueves próximo, el 17, a las 20.30 durante el acto de la inauguración del techo del estadio único de La Plata.

"Puede haber un encuentro antes", arriesgaron cerca de Scioli.

Las razones
Se busca, en rigor, que la guerra desatada entre los intendentes y la Casa Rosada no llegue a la máxima ebullición el viernes 18, cuando se reunirá la conducción del PJ bonaerense en Sierra de los Padres, con todos los jefes comunales, Scioli y el jefe partidario, Hugo Moyano.

¿Por qué Cristina Kirchner no depone las colectoras? Teme que su intención de voto no le alcance para ganar en primera vuelta. Oscila en 35%. Le faltan 5 puntos para aspirar a un triunfo sin ballottage. Y el voto progresista, estima, podría ser la clave. Así también desactivaría la amenaza de que Fernando "Pino" Solanas le quite el voto de izquierda.

Por otro lado, Cristina Kirchner quiere marcarles el terreno a Scioli y a los intendentes para no quedar presa de ellos, según dicen a su lado. Y busca acotar el triunfo sciolista: teme gobernar cuatro años más en competencia con un candidato presidencial instalado y de tanto peso.

A la pulseada por las colectoras, se agregan otras: la Casa Rosada quiere imponerle el candidato a vicegobernador y tumbarle el ministro de Seguridad, Ricardo Casal. Scioli decidió que sostendrá a Casal.

Este plan se inscribe en un giro más amplio de la Presidenta hacia la izquierda. Hubo cambio de estrategia. Tras la muerte de Néstor Kirchner viró hacia la moderación: se acercó a Scioli, a los empresarios, a la CGT y a los Estados Unidos.

En estos días, abrió frentes de tensión con todos esos sectores.

¿Qué pasó? Gana espacio día a día en el Gobierno la agrupación La Cámpora. Uno de sus miembros, Julián Alvarez, secretario de Justicia, quedó envuelto en sospechas de haber inducido al juez federal Norberto Oyarbide para detener al opositor Gerónimo Venegas.

Y un grupo de militantes de esa corriente tomó el control del noticiero de Canal 7: desplazó así a hombres del jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, que, junto con Julio De Vido, recelan del avance camporista. Pero la Presidenta, Carlos Zannini, Oscar Parrilli, Juan Abal Medina y Nilda Garré sostienen a los jóvenes K.

Scioli llegará hoy de Italia. Los intendentes quieren diseñar con él la resistencia a las colectoras. Se guardan la llave del desdoblamiento de las elecciones para restarle apoyo a la reelección de la Presidenta.

MASSA, CONTRA EL DISCURSO IDEOLOGICO

El intendente de Tigre, Sergio Massa, advirtió ayer que no hay que discutir el tema de seguridad "como si fuera una cuestión ideológica; la seguridad no es de derecha o izquierda, es un derecho de la gente". Massa, uno de los intendentes que sueñan con competir por la gobernación por el peronismo, reclamó "poner plata donde hay que ponerla, en la prevención del delito; es la única solución". Sus declaraciones coinciden con la sorda disputa entre el Ministerio de Seguridad nacional y el bonaerense por la mirada ideológica sobre la política de reducción de los delitos.

(fuente: www.lanacion.com.ar)
.
Opiniones (0)
22 de octubre de 2017 | 17:15
1
ERROR
22 de octubre de 2017 | 17:15
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    18 de Octubre de 2017
    Wildlife Photographer of the Year 2017
    Lo perdí todo víctimas del terremoto en México
    17 de Octubre de 2017
    "Lo perdí todo" víctimas del terremoto en México