Deportes

Rumbo a Brasil 2014: ¿tiempo final para algunos jugadores?

Sergio Batista armó un proyecto basado en un importante recambio que da indicios del futuro de muchos: Heinze o Demichelis tienen su destino marcado. Zanetti y Tevez están en duda por diferentes razones. ¿Por quiénes debe apostar el DT para pensar en el próximo Mundial?

Sergio Batista comenzó en la Selección un ciclo radicalmente opuesto al anterior encabezado por Diego Maradona: aprobó ayer el primer examen con un 2-1 a Portugal en Ginebra, pero mucho ha quedado para el análisis más allá del resultado, principalmente por el lado del plantel con el que ha de trabajar  "Checho" para llegar a la próxima Copa del Mundo.

Las ausencias de Martín Demichelis, Gabriel Heinze, Sergio Agüero y Carlos Tevez, –aunque este último sea como reprimenda por ciertas actitudes– en su primera lista como técnico oficial, hablan de un claro recambio que el propio entrenador ha reconocido, con la intención de formar un plantel estable para recorrer el camino que tiene como última estación el Mundial de Brasil 2014.

Sin embargo, hay otros futbolistas que están en la consideración por actualidad, pero que quedarían relegados, o por lo menos entrarían en el plano de la duda, debido a sus edades, sólo que por los problemas estructurales del fútbol argentino no tienen reemplazo.

Es el caso, fundamentalmente, de Javier Zanetti. El capitán del Inter, consagrado en Italia, tendrá 41 años cuando se juegue la próxima Copa del Mundo, edad con la que difícilmente sea tenido en cuenta, pero que hoy ocupa un espacio por la incapacidad de los formadores para sacar laterales, uno de los puestos prioritarios para Batista.

Como posibles sucesores aparecen Pablo Zabaleta, Luciano Monzón, Nicolás Burdisso, Ezequiel Garay y, el más reciente, Marcos Rojo, pero ninguno de estos hasta el momento han podido saciar las pretensiones y no son, por otra parte, suficientes para la competencia.

Sabido es que el técnico se distingue por tener un plantel que no difiere demasiado de una convocatoria a otra, es por eso que, de no aparecer figuras descollantes, irá a lo "conocido".
En el medio, como adelante, el problema pasa por identificar quiénes son los que realmente pueden darle a la Selección lo que la Selección necesita, dentro de un número importante de jugadores que están y seguirán estando.

El caso de Esteban Cambiasso es el que más dudas genera. Multicampeón y figura del Inter de Milán, llegaría a Brasil 2014 con 34 años, mientras que en su puesto esperan jugadores más jóvenes, que también son predilección del entrenador.

Mascherano es uno de ellos, pero "El Jefecito" hace tiempo que está muy lejos de su mejor nivel, quizá por la poca continuidad que tiene en el Barcelona, situación que con el tiempo podría jugarle en contra.

Otros como Fernando Gago –en situación similar a la de Mascherano pero en el Real Madrid– o Ever Banega, se estudian partido a partido, mientras que Lucas Biglia en el centro o José Sosa a un costado, piden pista tanto como Enzo Pérez en el centro del campo.

Adelante, el único que tiene asegurado su puesto es Lionel Messi, como lo tendría asegurado con cualquier otro técnico del mundo. Y "La Pulga" es, para Batista, la piedra de la discordia. Sabe que el equipo debe girar en derredor suyo y la clave a descifrar es la de encontrar los jugadores argentinos que emulen a sus compañeros del Barcelona y dar así con un equipo cuyo mecanismo pueda funcionar lo más cerca posible del catalán.

En esta última línea –y como en casi todas– el técnico tiene a sus fetiches: Ezequiel Lavezzi y Ángel Di María, además del rosarino, son debilidades para "Checho", mientras que por detrás aparecen Diego Milito -con menos opciones por sus contasntes lesiones-, Nicolás Gaitán y Juan Manuel Martínez.

En el arco, en tanto, no hay dudas que Sergio Romero es el hombre elegido –quizá una de las pocas elecciones que se le pueden reconocer a Maradona en su paso por la Selección–.

En definitiva, el desafío de Batista será encontrar el sistema y los intérpretes ideales para su Selección, esa con la que pretende diferenciarse del resto, esa en la que Messi sea el dueño, esa en la que los nuevos tendrán ventaja y los viejos pasarán a la fila, y con la que apunta a ganar la Copa del Mundo.

Opiniones (1)
20 de septiembre de 2017 | 08:18
2
ERROR
20 de septiembre de 2017 | 08:18
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. lucas viatri checho
    1
En Imágenes