Romina, de Tupungato: "La vitivinicultura va por buen camino"

La reina es enóloga y está cursando la licenciatura. Sabe plantar, podar y cosechar, tareas que aprendió junto a su padre, en la finca que tienen en el distrito de Los Árboles. Disfrutá de la sesión de fotos que MDZ realizó en el Hotel Sheraton, de Ciudad.

No es necesario que nadie le cuente a Romina Farina Gottardi la dureza del trabajo en el campo, o la desesperación del productor cuando la helada o la piedra se llevan el esfuerzo de todo un año. Desde que nació, la reina de Tupungato vive esa realidad con su familia, que tiene una finca en la localidad de Los Árboles.

Aunque posa como una profesional en la sesión de fotos que MDZ realizó en el hotel Sheraton, la reina cuenta que sabe plantar, podar, cosechar y que desde pequeña le encantan las tareas del campo. Fue su mamá Elbi Gottardi y sobre todo su papá, Roberto Farina, quienes se encargaron de enseñarles, a ella y a sus tres hermanos -Roberto, Carla y Nadya- todas las faenas rurales.

La soberana cuenta que cada vez que aparece una nube en el cielo tupungatino, su casa se transforma en un verdadero santuario, donde se mezclan las estampitas, con los ritos populares, como la cruz de sal. La familia sabe lo que significa quedarse sin nada: en 2004 perdieron toda la producción.

Aunque viven en el centro de Tupungato, la finca que su papá tiene en Los Árboles es el lugar alrededor del cual se desarrolla la vida familiar. Su papá planta cerezas y nogales y Romina asegura que puede cuidar las plantas con los ojos cerrados.

Experta en vinos

Romina sabe plantar, podar, cosechar y le encantan las tareas del campo.

Fue ese mismo amor por la tierra, lo que la ayudó a decidir qué quería estudiar cuando terminó el secundario. Primero se  inclinó por la Agronomía, pero después se dio cuenta de que en la Enología encontraría todo lo que buscaba.

Con un poco de tristeza dejó su departamento y se trasladó a la Ciudad de Mendoza, donde vive con su abuela Yeyi, para poder seguir sus estudios, que cursa en la UTN. Ya se recibió de enóloga y ahora cursa la licenciatura.

Sus conocimientos le dan solvencia para analizar la realidad de la industria vitivinícola y la calidad de los vinos, aunque siempre recalca que no hay nada como el suelo y el clima de Tupungato, para que los caldos sean inigualables.

“La vitivinicultura está creciendo muchísimo, creo que va por muy buen camino”. A eso, dijo, se suma la instalación de muchas bodegas, no sólo en Mendoza sino en otras provincias que están impulsando la actividad.

La reina de Tpungato baila flamenco y asegura que es una de sus pasiones.

Para la soberana, ese crecimiento de la industria, está directamente relacionado con la importancia que muchos pioneros le dieron al suelo y al cuidado de la vid, como un  primer paso esencial para lograr un producto de excelencia.

Pese a destacar el crecimiento sostenido que ha tenido la industria, reconoce que aún falta para que eso se replique en los productores, porque cree que tienen muchos gastos, que a veces los terminan ahogando.

A la hora de elegir un varietal, Romina se define por el Malbec, emblema de la vitivinicultura provincial en el mundo. Dice que le gusta por su cuerpo y por los aromas a frutos rojos.

"La reina ideal debe ser simpática, humilde y tener mucho cariño por su departamento".

La intención de la reina cuando termine sus estudios, es volver a su departamento y poder trabajar en alguna bodega de la capital de los vinos de altura, tal como se conoce a Tupungato.
El vino no es la única pasión de la soberana, que baila flamenco desde los siete años, un arte al que –asegura- no abandonará nunca.

Ahora se prepara para combinar sus pasiones, con sus obligaciones de soberana. Para ella, la reina ideal debe ser simpática, humilde, tener mucho cariño por su departamento y estar preparada para representar a Mendoza.

Aunque sabe que la elección de la reina es una competencia, lo que más le importa es disfrutar todas las actividades con las otras candidatas, y sobre todo de la comunicación con el público y los turistas.

Edad: 21 años.


Cabello: rubio.


Estudios: Enóloga, actualmente cursa la licenciatura.


Lugar preferido de su departamento: Monasterio del Cristo Orante.




 

 

 

 

 

 

 

Agradecimiento: Hotel Sheraton.

Producción periodística: Verónica Gordillo.

Producción fotográfica: Alf Ponce.

Opiniones (2)
23 de octubre de 2017 | 16:51
3
ERROR
23 de octubre de 2017 | 16:51
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Muy linda Romina y por lo que he escuchado simpática y con mucha actitud... Este año Tupungato nuevamente con posibilidades!!!
    2
  2. Feucha la chica no!!??
    1
En Imágenes
Elecciones legislativas 2017
23 de Octubre de 2017
Elecciones legislativas 2017
Wildlife Photographer of the Year 2017
18 de Octubre de 2017
Wildlife Photographer of the Year 2017