Elegancia, sofisticación y lujo para una fiesta que fue una "joyita"

Bodega Renacer cerró el 2010 con una elegantísima party haciendo un tributo a una gema enológica en los jardines de la casa vitícola. Para la ocasión se presentó el espumante Zafiro, y se brindó por un 2011 espectacular para todos. ¡No te pierdas la mega galería de casi 50 fotos con todo el glamour!

En el escenario increíble de los jardines de bodega Renacer, al mejor estilo de las villas de la Toscana, y con una vista maravillosa a las imponentes montañas, se presentó Zafiro, un espumante pulido por y para el paladar argentino. Sus creadores, Patricio Reich (h) y el reconocido experto en terruños Marcelo Casazza, dieron a conocer un producto único en una noche especial.

Marcelo Casazza y Pato Reich, los creadores de Zafiro.

El evento, que superó ampliamente las expectativas de los organizadores, reunió a cerca de 400 personas ansiosas por degustar el exquisito espumante.

Enamoradísimos. Fede Migliavacca y
Emi Bobillo... inseparables.
 
Al ingreso, los invitados eran fotografiados en el helipuerto de la bodega, donde se había instalado un back de prensa. Junto a él, un espacio de Vendemmia Joyeros con colaboradoras expertas en gemas de la tradicional firma mendocina asesoraban a las damas sobre la mejor joya para acompañar su atuendo. Esta acción generó muchísimo asombro y entusiasmo entre las mujeres, que aceptaron gustosas posar con las joyas de Vendemmia.

Gargantillas, collares y aros de zafiros azules y brillantes, brillantes solos, amatistas con oro blanco y turquesas fueron los “pequeños tesoros” que las féminas pudieron probarse. En exhibición también hubo joyas con zafiros rojos, azules y brillantes.

¡Un cuarteto súper sexy!

 

 

 

 

Sorpresas desde la llegada. A medida que ingresaban, los asistentes podían dejar una tarjeta personal en una urna de cristal, con la cual luego accedían al sorteo de unos aros de oro y plata con brillantes engarzados, obsequio de Vendemmia Joyeros. ¿El afortunado ganador? Carlos Dávila Hinojosa, de Ghestin Wines.

Genco también participó activamente de la fiesta, con la exposición de dos MINI que fueron admirados por gran parte de los presentes –varones y mujeres por igual-.

Luego de la degustación de Zafiro, vinos de la bodega y el servicio de catering, llegó el momento del brindis de la noche, precedido por la entrada triunfal de jóvenes vestidas con trajes renacentistas portando botellas del nuevo espumante con bengalas encendidas, al mejor estilo de las grandes fiestas temáticas de New York o París.

Inmediatamente, los fuegos artificiales encendieron el cielo, para luego dar paso a la fiesta con la mejor música de Martín Guerrero y las incursiones en bandejas de Gato Ficcardi.

Dos que se las traen. El "gato" Ficcardi y Martín Guerrero.

Deliciosos tragos y una nueva ronda de tapeo (pizzetas y sándwiches gourmet) a las 3 de la mañana fueron el refrigerio ideal para que el baile se extienda y continuara la fiesta hasta la salida del sol.

Los vinos. En la velada fueron degustados todos los productos de la bodega: Renacer, Punto Final Malbec Clásico, Punto Final Reserva, Punto Final Sauvignon Blanc, Punto Final Malbec Rosé y Enamore.

Una imagen del comienzo de la fiesta, con el cielo iluminado por los majestuosos fuegos.

Más información sobre la bodega

Renacer cuenta con el asesoramiento permanente del prestigioso enólogo toscano Alberto Antonini, uno de los flying winemakers internacionales más renombrados, y el mendocino Pablo Profili, gran conocedor de los terruños del Malbec; logrando una sinergia que ha producido vinos multipremiados internacionalmente.

Los viñedos se ubican en Perdriel (Luján de Cuyo, Mendoza, Argentina) y la bodega, con moderna tecnología italiana, fue construida en 2004 en compromiso con el cuidado del medioambiente.

En Imágenes
Bunkers de la Segunda Guerra Mundial
15 de Agosto de 2017
Bunkers de la Segunda Guerra Mundial