Deportes

No les gustó lo que cobró y le destruyeron el auto

Los hechos se produjeron el pasado domingo tras el encuentro entre el Goyu-Ryu y el Hilal Deportivo del ascenso español, que concluyó con empate a dos goles.

Cuatro jugadores del Goyu-Ryu, equipo de la competición juvenil de Ceuta, han sido sancionados con diez partidos de suspensión por apedrear un automóvil, en cuyo interior se encontraba el árbitro que con anterioridad les había dirigido un partido.

Según la resolución del Comité de Competición de la Federación de Fútbol de Ceuta a la que ha tenido acceso Efe, los jugadores Yawal A., Chairi M., Mohamed M. y Mustafa A. lanzaron piedras contra el colegiado cuando éste se encontraba en su coche tras el partido, lo que motivó daños materiales en el vehículo.

Los hechos se produjeron el pasado domingo tras el encuentro entre el Goyu-Ryu y el Hilal Deportivo, que concluyó con empate a dos goles.

El colegiado hizo reflejar estos incidentes en un anexo al acta, ya que los cuatro futbolistas aguardaban a las afueras del recinto deportivo para recriminarle su actuación.

Sanción para el delegado
El Comité también ha sancionado con cuatro meses en sus funciones y una multa de 144 euros al delegado del Gimnasio Goyu-Ryu, José A.S., por dirigir insultos y amenazas al colegiado durante el mismo partido.

Los cuatro jugadores, que también han sido castigados con una multa económica de 60 euros en conjunto, se perderán toda la temporada ya que en la competición ceutí únicamente hay diez equipos en liza.
Opiniones (0)
7 de Diciembre de 2016|19:35
1
ERROR
7 de Diciembre de 2016|19:35
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes