Fuertes críticas contra Scotland Yard tras violenta manifestación y ataque real

Treinta y tres personas fueron detenidas y al menos 43 manifestantes y 12 agentes resultaron heridos durante los enfrentamientos en las inmediaciones del parlamento. “Queremos aprender las lecciones de esto pero, sobre todo, queremos asegurarnos de que las personas que actúan de esta manera vergonzosa sientan sobre ellas todo el peso de la ley", dijo el Premier británico.

La policía británica defendió sus acciones, después de que los estudiantes que protestaban contra una subida de las matrículas universitarias atacaran el automóvil del príncipe Carlos en la manifestación más violenta que se recuerde en años en Londres.

El heredero del trono y su esposa Camila parecían aterrorizados en el momento en que un grupo de manifestantes rompió la ventanilla de su Rolls Royce y lo roció de pintura cuando se dirigían a un teatro del centro de la capital.

La brecha en la seguridad real se produjo después de que miles de manifestantes se enfrentaran a la policía y trataran de entrar por la fuerza en el ministerio de Finanzas, mientras en el parlamento se debatía y aprobaba el polémico proyecto de ley que hasta triplicará el precio de las matrículas presentado por el gobierno de coalición.

El primer ministro David Cameron se declaró "muy preocupado" por este fallo -que se produce a sólo meses de la boda del hijo de Carlos, el príncipe Guillermo- y dijo que la "banda" agresora será castigada.

"Queremos aprender las lecciones de esto pero, sobre todo, queremos asegurarnos de que las personas que actúan de esta manera vergonzosa sientan sobre ellas todo el peso de la ley", dijo el Premier británico.

El jefe de Scotland Yard, Sir Paul Stephenson, precisó por su parte que la ruta que debía seguir el coche real había sido cuidadosamente inspeccionada minutos antes del ataque, y agregó que los agentes de la seguridad real actuaron bien al no disparar contra los agresores.

Treinta y tres personas fueron detenidas y al menos 43 manifestantes y 12 agentes resultaron heridos durante los enfrentamientos en las inmediaciones del parlamento, que duraron varias horas, según cifras policiales.

Durante la protesta, la cuarta y también la más violenta contra esta subida, jóvenes encapuchados lanzaron objetos de todo tipo contra los agentes que protegían el Parlamento, desde vallas metálicas hasta bengalas, pasando por pintura y piedras.
Opiniones (0)
18 de diciembre de 2017 | 08:49
1
ERROR
18 de diciembre de 2017 | 08:49
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho