Un Cadillac a pilas y un Chevrolet sin conductor

General Motors ha llegado a la feria de electrónica CES 2008 de Las Vegas con proyectos muy ambiciosos. Su estrella ecológica es el prototipo Cadillac Provoq, capaz de recorrer 483 kilómetros sin consumir una gota de gasolina gracias a sus pilas de hidrógeno y sus paneles solares.

El Provoq es un prototipo de vehículo alimentado con pilas de combustible de hidrógeno, presentado en la feria "como el último ejemplo del sistema de propulsión E-Flex" de la compañía. Combina la nueva quinta generación de pila de combustible con una batería de litio-ion para generar electricidad.

Este coche tiene un par de tanques de hidrógeno debajo del suelo de la zona de carga capaces de almacenar 6 kilos del gas. Las pilas de combustible están localizadas debajo del capó. La batería de litio-ion puede almacenar hasta 9 kilovatios/hora de electricidad y proporcionar un pico máximo de 60 kilovatios.

Larry Burns, vicepresidente de GM para Investigación y Desarrollo, afirmó que Provoq "es una visión de lo que vendrá, un vehículo de pila de combustible eléctrico que proporciona las características de conducción que quieren los clientes de Cadillac y sin tener que utilizar un sola gota de petróleo". El vehículo también cuenta con un panel solar integrado en el techo para alimentar accesorios, como las luces interiores o el sistema de sonido.

Por otro lado, la compañía también ha mostrado uno de sus últimos desarrollos. Se trata de un Chevrolet 207 modificado para andar sin conductor apodado 'The boss' ('El jefe'), y que resultó ganador en 2007 del rally organizado por el Pentágono para vehículos terrestres no tripulados.

Este concurso, que se celebra desde 2004, es una iniciativa de la agencia de investigación del Departamento de Defensa de Estados Unidos o DARPA. Se trata de una carrera de 'coches robot', en la que tienen que recorrer unos 100 kilómetros ellos solos, sin conductor, gracias a un sistema de radares y un ordenador a bordo del vehículo.

El CES 2008, GM volvió a mostrar orgulloso esta joya tecnológica. Su desarrollador, el ingeniero de la Universidad de Carnegie Mellon Bob Bittner, aseguró que "es muy posible que exista en el mercado un vehículo que conduzca solo en la próxima década, la tecnología está ahí". De hecho, 'El jefe' puede estacionar él solito en un aparcamiento convencional entre dos coches y volver a salir sin problemas.

De hecho, el sueño de un coche que aparque sólo o que cuente con funciones de piloto automático, al más puro estilo de 'Kitt', el célebre protagonista de la serie 'El coche fantástico', ha llevado a los fabricantes a asociarse con las grandes compañías tecnológicas, con la seguridad como punto de partida. El mercado no puede ser más suculento: más de 10.000 millones de dólares sólo en EEUU, y creciendo, según la Consumer Electronic Association.

Microsoft, por ejemplo, también ha presentado un sistema de reconocimiento de voz para funciones periféricas en los coches, como el encendido de la radio o de un lector musical. Otras compañías también han presentado dispositivos tecnológicos para el automóvil, fundamentalmente pantallas. Además, empresas como US Telematics o Autonet instalan WiFi para que los tripulantes de los coches puedan navegar por la Red mientras circulan, e Intel ha mostrado un vehículo capaz de conectarse mediante WiMax.
Opiniones (0)
21 de septiembre de 2017 | 23:52
1
ERROR
21 de septiembre de 2017 | 23:52
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'
    20 de Septiembre de 2017
    Finalistas del concurso 'El fotógrafo del año de la naturaleza salvaje'