Deportes

Llegó la hora de la verdad: River y Boca le ponen color al Superclásico

El Millo y el Xeneize se enfrentan hoy en medio de una delicada situación por no saber estar a la altura de las expectativas que habían despertado; Ortega será titular y Mouche irá por Viatri. Desde las 19.10, en el Monumental y con el arbitraje de Baldassi.

Los dos están por debajo de la mitad de las posiciones, sin grandes sueños en el plano local ni internacional. Enredados en pobres resultados y fuertes revueltas internas. Angustiados porque la actualidad los encuentra bastante lejos de lo que imaginaban después del largo receso del Mundial, cuando Cappa y Borghi estaban al frente de dos proyectos que se insinuaban renovadores, superadores de la mediocridad y decadencia que los perseguía desde hace tiempo, y que se siguió extendiendo como una mancha de aceite. Cappa ya no está, pese a sus intenciones de llegar al superclásico. Passarella lo sorprendió con un despido que pretende que sea interpretado por el plantel como un borrón y cuenta nueva a los últimos siete partidos sin victorias (cinco empates y dos derrotas) que retienen a River en la Promoción. Borghi sigue, pero muy debilitado, en medio de desgastantes trifulcas, que llevan a medir su continuidad ya no en meses, sino en días. 

A la delicada situación de los dos se suma la peculiaridad de que los dos clásicos oficiales de este año se disputarán en días hábiles. En marzo, una torrencial lluvia obligó a la suspensión y reprogramación para el jueves siguiente. En esta oportunidad, una serie de recitales en el Monumental derivó en una dura negociación entre los dirigentes hasta que se pusieron de acuerdo en disputar el superclásico hoy, a las 19. 

Ambos llegan con novedades en los bancos y en las formaciones. Juan José López, que estaba a cargo de la coordinación de las divisiones inferiores y fue convocado para asumir la dirección técnica de manera interina, salió de la provisionalidad cuando Passarella recibió las negativas de Gallego y Bielsa. Como mínimo, el Negro Jota Jota terminará el campeonato, aunque serán los resultados los que marcarán los tiempos. 

En cuanto al equipo, López dispondrá variantes con la exclusión de Arano, uno de los jugadores que llegaron por pedido de Cappa. Lo reemplazará el paraguayo Román, que si bien es zaguero central, en Libertad también ocupó el puesto de lateral izquierdo. 

Recuperado de un desgarro que lo marginó de las canchas durante 45 días, período en el que River no ganó, Almeyda volverá al puesto de volante central, en compañía de Acevedo, fórmula que Cappa probó en la primera fecha y disolvió rápidamente tras el primer tiempo del partido contra Arsenal. 

En la última práctica de ayer se develó la única duda que quedaba: Ortega, que a lo largo del torneo alternó entre la titularidad y el banco, estará desde el comienzo porque Buonanotte no se recuperó de un edema muscular. El esquema de River se acercará a un 4-2-2-2, con dos volantes de contención y otros dos más adelantados, con los juveniles Lamela y Pereyra. 

Boca llegará con noticias en el sistema y en la elección de algunos intérpretes. Borghi, muchas veces criticado por su esquema de tres zagueros, adoptaría una línea de cuatro, con Clemente Rodríguez como lateral de salida por la izquierda. Renuente a modificar su dibujo táctico preferido, Borghi había dicho que cuando un director técnico debe cambiar su esquema es porque tiene que irse. Fue una de sus tantas frases rupturistas de su breve pero agitada gestión, que está más cerca de interrumpirse que de cumplir el contrato que tiene hasta junio, más allá del resultado de esta noche. 

La tensión aumentó alrededor del Bichi con el entredicho que mantuvo con Lucchetti, que ni siquiera figura entre los concentrados y será reemplazado por García, arquero al que ya le tocó salir a escena luego de las controvertidas salidas de Caranta y Abbondanzieri. 

Riquelme, que reapareció contra Argentinos tras una larga ausencia, jugará pese a un fuerte dolor muscular, cercano a un desgarro. Sólo porque es el clásico no se "baja", aseguran en su entorno. En cambio, una distensión marginará a Viatri, reemplazado por Mouche. 
¿Qué sentís?
0%Satisfacción0%Esperanza0%Bronca0%Tristeza0%Incertidumbre0%Indiferencia
Opiniones (0)
6 de Diciembre de 2016|05:22
1
ERROR
6 de Diciembre de 2016|05:22
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016