Por primera vez en dos meses, Botnia frenó la producción pero siguió emanado olores

Según la empresa, técnicos y especialistas hicieron "tareas de ajuste y mantenimiento" para optimizar el trabajo.
 
Sin embargo, volvieron las emanaciones y desde la pastera admitieron que durante el parate "se emitieron gases olorosos" y que hay "probabilidad de que puedan producirse%u201D nuevos episodios.

Después de dos meses de funcionamiento continuo, la planta de Botnia paró ayer su producción de pasta celulosa por primera vez.

Durante 24 horas, técnicos y especialistas hicieron "tareas de ajuste y mantenimiento" en la fábrica para "optimizar" el trabajo, según informaron fuentes de la empresa, indica el diario La Nación.

Según el matutino, la detención vino acompañada de olor y mediante un comunicado, la empresa admitió que durante el primer alto en la fabricación ya "se emitieron gases olorosos" y que hay "probabilidad de que puedan producirse episodios cortos de olor en zonas cercanas a la planta y emisiones ocasionales de humo".

La razón de ellos es el fueloil que se está empleando para el funcionamiento en las calderas auxiliares.

La emisión de olores ya causó protestas e inconvenientes hace poco más un mes en ambos lados del río Uruguay.

En Gualeguaychú, donde vecinos y asambleístas resisten a Botnia, se extendió una fobia por el olor, que obligó al municipio a crear una línea directa para atender eventuales emergencias, indica el ártículo.

Allí se registró media docena de denuncias, por ardores en la garganta y los ojos, y "olores fuertes y picantes, parecidos al de la coliflor hervida".

Ante el peligro de nuevas emisiones por la primera detención en la fábrica, los asambleístas entrerrianos ahora prometen acudir a la Justicia para hacer reclamos.

La empresa, sin embargo, ayer ratificó que las maniobras "no generarán ningún impacto en la salud" de los habitantes de la zona, aunque pidió "disculpas por las molestias que pudiera ocasionar" a los vecinos.

Desde el 8 de noviembre, cuando el presidente uruguayo, Tabaré Vázquez, habilitó a Botnia a operar, es la primera vez que se para la producción.

Desde entonces, las tareas productivas crecieron poco a poco. Con una inversión de 1200 millones de dólares, la planta tiene una capacidad potencial de producción superior al millón de toneladas de celulosa anuales, que la compañía espera exportar principalmente a los mercados europeos y asiáticos.
Opiniones (0)
13 de diciembre de 2017 | 22:51
1
ERROR
13 de diciembre de 2017 | 22:51
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho