Deportes

River dejó atrás las polémicas y ya piensa en Racing

Después del convulsionado partido frente a Godoy Cruz del pasado domingo, en el que le anularon mal un gol y el mediocampista Erik Lamela recibió una descalificadora patada, River volvió a los entrenamientos con la cabeza puesta en su próximo compromiso ante Racing.

El plantel de River se entrena en el predio de Ezeiza con vistas al clásico del próximo sábado frente a Racing, que se jugará a las 16.

Lamela, quien fue brutalmente golpeado por el defensor de Godoy Cruz, Jorge Curbelo, se entrenó de forma diferenciado debido a que padece un intenso dolor en su pierna izquierda.

El árbitro de ese encuentro, Federico Beligoy, fue suspendido por una fecha.

En el último minuto del partido, Beligoy, le anuló mal un gol a River porque consideró que Rogelio Funes Mori bajó la pelota con la mano antes de convertir el tanto.
Opiniones (0)
23 de Abril de 2017|15:08
1
ERROR
23 de Abril de 2017|15:08
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes