Deportes

Cómo será la selección de fútbol del Vaticano

La santa sede tendrá su seleccionado formado por los mejores jugadores de la “Clericus Cup”, el torneo que juegan religiosos y seminaristas. Se enfrentan el próximo 23 de octubre al equipo de la policía financiera.

El sueño de la selección vaticana se acerca: el próximo sábado 23 de octubre, Giovanni Trapattoni, actual entrenador de Irlanda, será el director técnico de un equipo del Vaticano, que se medirá contra el seleccionado de la Guardia di Finanza (la Policía Financiera), dirigido para la ocasión por Roberto Donadoni, otro nombre famoso del fútbol italiano que supo entrenar, entre otros equipos, a Napoli.

Con el lema "Un altro calcio é possibile" ("Otro fútbol es posible"), lo recaudado con este partido que ha creado grandes expectativas irá a Cáritas y para las familias de los agentes.

Para Trapattoni, un ferviente católico, convertirse en flamante DT del Vaticano es como un sueño. "Cuando me jubile, me gustaría entrenar a la selección del Vaticano", había confesado hace un tiempo el entrenador, conocido popularmente como Trap , de 72 años.

El ex jugador y director técnico de diversos equipos entrenará para la ocasión a la denominada "Clericus Top", es decir, a un equipo formado por los mejores jugadores de la "Clericus Cup", el torneo de fútbol que desde hace tres años se juega en el Vaticano, en el que participan religiosos, seminaristas y demás eclesiásticos llegados de todo el mundo. Tal como sucede en la Liga italiana, las grandes estrellas de este campeonato de sotanas son extranjeras: en las últimas ediciones de la "Clericus Cup", de hecho, ganó el "Redemptoris Mater", el equipo de los Legionarios de Cristo, formado en su mayor parte por curas y seminaristas latinoamericanos.

Con el amarillo y el blanco como colores, la selección del Vaticano no está afiliada ni cuenta con el reconocimiento de la UEFA. Pero el fichaje de Trapattoni -que una vez esparció agua bendita en el banco de suplentes de los Azzurri durante el Mundial de 2002, disputado en Corea del Sur y Japón, según se recuerda- seguramente es un gran paso adelante para alcanzar el objetivo del cardenal Tarcisio Bertone, secretario de Estado del Vaticano. Es notorio que este purpurado fanático del calcio sueña con un verdadero equipo nacional para el Estado más pequeño del mundo.

Poco antes del lanzamiento de la exitosa "Clericus Cup", Bertone, un salesiano famoso por ser tifoso de Juventus, expresó públicamente su deseo de que la Santa Sede tuviera su propia selección. Experto en fútbol italiano -tanto es así que, siendo arzobispo de Génova, solía comentar por radio los partidos de Genoa y de Sampdoria, los dos clubes más importantes de la ciudad-, Bertone una vez hasta se animó a hacer hipótesis sobre el equipo de sus sueños. "Si, por ejemplo, pusiéramos a todos los estudiantes brasileños de nuestras universidades pontificias, podríamos hacer un equipo magnífico", dijo. En la misma ocasión, también puso en la mira a los "muchachos de los oratorios", al recordar una anécdota: "En el Mundial del 90 -disputado en Italia- conté a 42 titulares de las selecciones que habían sido jugadores en oratorios o centros salesianos".

Hasta ahora, el balance internacional de la virtual selección del Vaticano ha sido muy bueno: el equipo marcha invicto y cosecha desde su debut en 2002 empates sin goles con el Principado de Mónaco y la República de San Marino y una victoria (goleada por 5 a 1 incluida) frente a los suizos del SV Vollmond.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (1)
4 de Diciembre de 2016|23:07
2
ERROR
4 de Diciembre de 2016|23:07
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. no se pueden tirar caños!!!
    1
En Imágenes
Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
28 de Noviembre de 2016
Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016