Deportes

El misterio de Serena Williams: "Ténganme en sus plegarias"

La menor de las hermanas se bajó del torneo de Linz y, al momento de dar explicaciones, se mostró enigmática. "Tengo el corazón completamente roto, me siento devastada", admitió. Hoy perdió el Nº1.

El enigma en torno a Serena Williams, más lejos que nunca del tenis, se prolonga tras confirmarse que la ex número uno del mundo no volverá a jugar hasta el año próximo.

"Ténganme en sus plegarias (lo necesito)", escribió la menor de las Williams en su página web al explicar las razones por las que renunció a jugar a partir de hoy el torneo de Linz. "Probablemente no juegue más en lo que resta del año", agregó.

"Estuve entrenando por varias semanas para volver a jugar al tenis lo más rápidamente posible tras mi operación a mediados de julio. Ayer comprobé que me excedí en la exigencia e hice demasiado antes de tiempo", añadió Serena, que hoy perdió el número uno del mundo a manos de la danesa Caroline Wozniacki.

Serena Williams, de 29 años, jugó apenas seis torneos esta temporada. Tras ganar Wimbledon hace tres meses no volvió a jugar. La menor de las Williams explicó que, poco después del éxito en Londres, pisó vidrios de una botella de cerveza rota en un restaurante de Múnich.

Aquello llevó a una operación del tendón y a una recuperación que aún continúa. Williams debía regresar esta semana a Linz para ponerse a punto de cara al Masters de Doha, pero el domingo anunció que no jugará el torneo austríaco. "Tengo el corazón completamente roto, me siendo devastada", aseguró la tenista.
En Imágenes