Deportes

¿Cuál es la relación entre el fútbol y el hóckey?

Las Leonas volvieron a rugir, pero esta vez con más potencia. El Seleccionado argentino de hóckey sobre césped superó a su par alemán en la semifinal de la copa del mundo y ya tiene su pasaje para la gran final, ante Holanda. ¿Tendrá algo en común este campeonato con el de Sudáfrica?

Muchos dicen, “el fútbol para nenes y el hóckey para nenas”. Sin embargo, esto no es así en la realidad. Cada vez más adeptos, a estas disciplinas, se visten de celeste y blanco y parten a alentar a las selecciones sin importar la popularidad del deporte. Mientras nos representen como argentinos, todo vale.

Por eso, algo espectacular ha generado el mundial de hóckey que se está viviendo en Rosario. Para entendidos, para no entendidos, para grandes, para chicos, para hombres, para mujeres; toda una multitud llega al Estadio mundialista para conocer el verdadero sentido de golpear con el palo una pelotita blanca y dura.

Ayer, en semifinales, las Leonas se enfrentaron a Alemania. ¿Recuerdan que pasó en Sudáfrica? Cuando la Selección de Diego Armando Maradona tuvo que jugar contra los alemanes, en cuartos de final, dos corrientes se abrieron entre los argentinos:

Por un lado estaban los que susurraban, sin querer ser pájaros de mal agüero, que nuestra selección no iba a poder pasar esa instancia. Un  equipo bárbaro, sin una defensa bien constituida para enfrentar a quienes nos querían lastimar a toda costa. Y por otro lado, estaban los optimistas, los creyentes de que el equipo estaba liderado por “Dios” y su “profeta” estaba en el campo de juego, entonces todo era posible.

Y la vergüenza nos empañó las ilusiones. No sólo nos quedamos afuera del mundial al que esperamos 4 años para vivirlo, sino que nos fuimos a casa con una goleada ofensiva.

En el hóckey esto no pasó. Cuando nos enteramos que Alemania iba a ser nuestro rival en el Mundial de hóckey, el optimismo estuvo por sobre todas las cosas. Todos: jugadoras, entrenadores, gente del deporte, personas ajenas al hóckey, en fin, todos exclamaron una confianza exquisita hacia éstas 18 jugadoras que hoy pelean por el oro.

A nadie se le cruzó por la cabeza que las Leonas no iban a llegar a la final. El favoritismo del equipo de Retegui se fue acrecentando y hoy, ya estamos a un paso de dar la vuelta.

También hablamos de Messi y Tévez e Higuain, pero ¿quién tiene en cuenta que el Seleccionado máximo de hóckey tiene a la mejor jugadora del mundo? Luciana Aymar, nadie más que ella y su habilidad de hacer un gol a lo “Maradona”, de arrancar en mitad de cancha, dibujar a jugadora que se le interponga y terminar en el área sacando chispas a la bocha si es que no consigue el gol. 

  

Ahora queda lo más complicado: enfrentar a Holanda. Ese equipo que no sólo es candidato en el hóckey, desde hace años, sino que también sorprendió en el fútbol y ocupó el lugar en la final del mundial que tanto añorábamos los argentinos.

De todas formas, les costó a las holandesas llegar a la final del certamen hockístico, de repente se enfrentó ante una Inglaterra muy arraigada desde la defensa que luchó hasta el final y fue derrotada por la mínima diferencia en la agónica instancia de los penales.

Las Leonas se han ganado el respeto y gracias a ellas, el hóckey sobre césped se torna cada vez más popular en el país. Por eso, festejemos y apoyemos a estas jugadoras porque realmente están haciendo historia.

A la final, a la final, con las Leonas vamos todos a la final…

El encuentro entre Argentina y Alemania marcó un muy buen arranque del combinado Albiceleste, las proyecciones de Aymar y Rebecchi habilitaron contragolpes muy efectivos que tuvieron un saldo de dos córner cortos a favor, en tan sólo cinco minutos, pero el protagonismo fue para la cuidapalos alemana.

El equipo visitante ejecutó diagonales importantes, quizá fue el rival que más atacó y por ende el que más hizo trabajar a la defensa y a la arquera argentina, pero las dirigidas por Retegui respondieron con inteligencia y precisión en cada una de las maniobras de la potencia europea.

Y por fin llegó el gol tan ansiado. Faltando 10 minutos para terminar la primera fase, “Lucha” Aymar y una jugada brillante, logró convertir su gol número 121, en partidos internacionales, y así abrir el marcador con destino a la gran final.

Con la mínima diferencia el reloj marcó el final de la primera fase y el sueño, la esperanza de pisar la final por quinta vez consecutiva hace latir cada vez más fuerte los corazones argentinos.

En el complemento, Alemania salió a buscar el empate. No fue difícil bajar el rendimiento de las rivales, la adrenalina de llegar al arco contrario y convertir, fue incorregible. Las Leonas tuvieron que luchar para recuperar la posesión de la pelota, sobre todo en mitad de cancha ante un rival que no bajó los brazos en ningún momento.

Las Teutonas jugaron a todo o nada, la Selección Nacional se limitó a defender adecuadamente los ataques alemanes.

Y cuando un equipo prioriza solamente lo ofensivo (como el juego que planteó Alemania en el segundo tiempo) corre el riesgo de que una contra le complique aún más el pasaje a la final, y así fue que un ataque liderado por Soledad García habilitó la zambullida final de Charito Luchetti y Argentina sacó la ventaja definitiva para ocupar el segundo casillero del último partido en Rosario.

Faltando un minuto y medio Alemania descontó y el tiempo restante fue de nervios, desprolijidades y amontonamientos. Sin embargo, el tiempo pasó y el tan ansiado final llegó.

La historia del título obtenido en el 2002 se quiere volver a repetir. Las Leonas son finalistas, vencieron a Alemania por 2 a 1 y ahora queda la cuota final. Holanda, una vez más. 

El próximo sábado, desde las 19.30, se jugará la gran final de la copa del mundo, entre Argentina y Holanda.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó5/10
Opiniones (4)
5 de Diciembre de 2016|15:35
5
ERROR
5 de Diciembre de 2016|15:35
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. No hay forma de comparar, las Leonas juegan por la camiseta y como todos vemos la inundan de pasion; mientras que en el Futbol solo piensan en cuanta guita van a ganar y que botinera comerse, encima son unos pechos frios cuando se ponen la celeste y blanca, mientras que en europa la rompen, todo por que? Por la guita!!! Nada más!!! Aguanten las Leonas! Los Pumas! Todos menos los amargos futbolistas
    4
  2. No, absolutamente nada tienen en común, básicamente porque el hockey, de la misma manera que todos los deportes que se practican en este país no tienen el apoyo económico que tiene el fútbol, cualquier niño puede practicar fútbol a diferencia con el hockey que solo para federar a una nena se necesita una buena cantidad de dinero. De esta manera tanto estas chicas como la familia hacen un esfuerzo enorme para estar donde están simplemente por la pasión que sienten por el deporte y por la camiseta, cosa que me parece no pasa en el fútbol
    3
  3. LA RELACION QUE HAY ES QUE LA CAMISETA TIENE LOS MISMOS COLORES, DESPUES DE ESO NADA MAS, ESTAS CHICAS, DESDE EL PRIMER PARTIDO, TIENEN EL CAMPEONATO EN LA CABEZA Y LO VAN A GANAR POR QUE ESTAN DECIDIDAS A GANARLO, ESE ES EL OBJETIVO Y LUCHA ES EL ESTANDARTE, MUCHA DIFERENCIA CON EL FUTBOL, ESTOS MUCHACHOS FUERON PECHO FRIO
    2
  4. NO COMPAREN A AYMAR CON xxx, ESTA PIBA ES SANA, SE ROMPE EL ALMA ENTRENANDO, JAMAS SE HA PICHICATEADO PARA JUGAR, ADORA A SU PAÍS Y RESPETA A SUS HERMANOS ARGENTINOS, NO ES SOBERBIA, PREPOTENTE, AGRANDADA, HA SIDO 6- 7 VECES LA MEJOR JUGADORA DEL MUNDO, JAMÁS HA SIDO SANCIONADA CON UNA TARJETA, SIENDO QUE EN EL HOCKEY HAY 3 TARJETAS, ¿EN QUE SE PARECE AL xxx QUE GANÓ UN CAMPEONATO PAPEADO? ¿QUE SE CAGÓ EN EL PAÍS EN EL 94? BAST ADE COMPARARLA, LUCHA ES MIL VECES MEJOR EN TODOS LOS ASPECTOS
    1
En Imágenes
Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
28 de Noviembre de 2016
Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016