Deportes

El sueño de la Argentina terminó con un paliza inesperada

Con una asombrosa efectividad en triples, Lituania borró de la cancha a la Argentina: 104 a 85; así, el equipo de Hernández jugará mañana por el quinto puesto; la despedida menos pensada para un equipo acostumbrado a las hazañas.

Algunos se tapaban la cara con ambas manos. Otros estaban reclinados en las butacas sin entender nada. Los hinchas argentinos no reaccionaban. Del otro lado, vestidos de verde y con 11 bombos que no dejaron de sonar en todo el partido, los lituanos. Bailaban, cantaban y saltaban. Estaban felices y no podía ser de otra manera. Su seleccionado le proinaba una paliza a la Argentina.  

El seleccionado argentino de básquetbol perdió por 104 a 85 frente a Lituania por los cuartos de final del Mundial de Turquía 2010. De esta manera, deberá jugar del quinto al octavo puesto. Su próximo rival será Rusia, mañana, que perdió en el turno anterior frente a Estados Unidos.  

Carlos Delfino, con 25 puntos, fue el máximo anotador del partido, pero no sería suficiente para la Argentina. Los lituanos entendieron el juego desde el primer minuto. Manejaron el ritmo del partido, bloquearon a Luis Scola, máximo anotador del certamen, y estuvieron muy finos desde la línea de tres (anotaron los primeros ocho intentos y termieron con 12 de 24).  

El partido. En el primer cuarto, los europeos estuvieron intratables desde la línea de tres. El cuatro de cuatro frente al cero de cinco del seleccionado nacional marcó las claras de lo que sería el partido. Los lituanos lograron sacar una ventaja de nueve puntos, pero la gran jugada de Pancho Jasen logró acortar la diferencia. Recuperó, se quitó la marca de encima, la volcó y le hicieron falta. Parecía que los dirigidos por Hernández lograrían remontar el marcador (17-21). Sin embargo, el rival manejó el ritmo del partido y fue mucho más que los argentinos. Cerraron el cuatro ganando por 28 a 18.  

Las cosas no mejorarían para el seleccionado en el segundo cuarto. Lituania siguió fino en los triples (marcó cuatro de seis) y la Argentina siguió errando mucho. La marca pegajosa que le hicieron a Scola, el alto porcentaje de efectividad de los lituanos y el desordenado juego argentino, hicieron que los europeos se vayan al descanso con una ventaja de 20 puntos (50-30).  

Luego del descanso no cambiaría nada para la Argentina. Lituana lo superó en ambos cuartos y llegó a sacar una ventaja máxima de 32 puntos. Los europeos cerraron el partido 104 a 85.  

Los 100 puntos recibidos. La Argentina no recibía 100 ptos (o más) en un Mundial desde hacía 20 años (cayó ante EE.UU. por 104-100 en agosto de 1990)  

 

(*) Información provista por Canchallena.com Copyright 2010, SA LA NACION

 

¿Qué sentís?
0%Satisfacción0%Esperanza0%Bronca0%Tristeza0%Incertidumbre0%Indiferencia
Opiniones (1)
5 de Diciembre de 2016|22:12
2
ERROR
5 de Diciembre de 2016|22:12
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Cayeron con la frente alta y poniendo garra hasta donde los lituanos dejaban. Igual son idolos y ejemplo para todos estos muchachos
    1
En Imágenes
Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
28 de Noviembre de 2016
Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016