El futbolista que dio el sí en Mendoza

Marianella Ferrer y el jugador de fútbol de Gimnasia y Esgrima, Guillermo Álvarez, celebraron su matrimonio en el patio del Hotel Aconcagua. Allí estuvieron sus familiares y amigos más íntimos, que viajaron especialmente, para atestiguar el amor que estos dos jóvenes se deben desde que se conocieron. Dos años de noviazgo y una ceremonia inolvidable.

Marianella Ferrer y Guillermo Álvarez celebraron su casamiento en el patio del Hotel Aconcagua, con una ceremonia civil más que íntima y emotiva. A sus testigos Claudia Polizzi y Andrés Miranda les resultó un verdadero honor ser los "cómplices" de este amor y no pudieron contener la emoción de ver a sus amigos asumiendo el compromiso del matrimonio.

Luego del acto civil y del tan esperado "los declaro marido y mujer", hubo una ceremonia religiosa poco formal, de palabras muy sentidas y deseos pronunciados. La novia no pudo en ningún momento, dejar de mirar a quien eligió como su futuro compañero de vida. Luego vinieron los saludos, las lágrimas de alegría y una unión que al parecer, era anhelada hacía tiempo.

Durante la recepción, llegaron algunos invitados más a compartir la cena. Los padres de Marianella viajaron especialmente desde el sur del país para acompañar la decisión de los novios. El delantero de Gimnasia y Esgrima, Guillermo Álvarez se mostró en todo momento, muy enamorado y prometió a viva voz, cuidar y respetar a su mujer.
Opiniones (0)
17 de diciembre de 2017 | 05:24
1
ERROR
17 de diciembre de 2017 | 05:24
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Leopardo al acecho
    7 de Diciembre de 2017
    Leopardo al acecho