Deportes

Enigmático Armstrong se despide del Tour de Francia

Lance Armstrong puso fin el domingo a una increíble carrera en el primer nivel del ciclismo internacional como un héroe dedicado a sus seguidores, pero no tanto para los escépticos. Armstrong, quien ganó el Tour de Francia un récord de siete veces, ayudó a que el ciclismo pasara de ser un deporte de tradición y folklore a uno moderno, profesional y global. El estadounidense de 38 años, quien terminó en un distante lugar número 23 en su último Tour de Francia, ha ganado la mayor carrera del mundo del ciclismo más veces que nadie.

El estadounidense de 38 años, quien terminó en un distante lugar número 23 en su último Tour de Francia, ha ganado la mayor carrera del mundo del ciclismo más veces que nadie, liderando el Tour desde 1999 hasta 2005.

Parecía imposible en 1999, cuando alcanzó el primero de sus 82 maillot amarillos y la tercera de sus 23 victorias en una etapa, que alguien ganara siete Tour, en particular un ciclista como Armstrong que casi perdió su vida por cáncer testicular diagnosticado en 1996.

Su atención a los detalles y obsesión con el Tour son reconocidos, pero sus habilidades deportivas y su extraordinaria fortaleza de carácter a menudo fueron pasadas por alto.

El domingo, en el tren que llevó al pelotón del Tour al inicio de la última etapa de la carrera, Armstrong se sentó con tres representantes de medios, incluyendo a Reuters.
"(Era) un deporte muy tradicional, muy a la antigua, casi relajado. Simplemente lo limpiamos todo y dijimos 'vamos a analizar cada pequeña cosa'", recordó.

Como Eddy Merckx, Bernard Hinault o Jacques Anquetil, Armstrong no estaba interesado en ser un ciclista popular. Pero volvió al deporte a fines de 2008 luego de tres años de estar retirado, buscando ayudar a quienes sufren de cáncer.

En su dominio del Tour, Armstrong encontró motivación en duelos con sus rivales, el más notable fue Jan Ullrich, quien terminó segundo en tres ocasiones.

Alberto Contador fue el otro, aunque sólo una vez tuvieron una verdadera disputa, en 2009. En ese año, Armstrong perdió una batalla sicológica y terminó tercero la carrera, pero listo para volver a intentar ganar un octavo título sin precedentes.

Resultó ser un cruel acto final para el texano, quien comenzó la carrera con su propio equipo RadioShack, pero debió reconocer la derrota en la primera etapa de montaña tras perder una cantidad de tiempo considerable tras un choque.

Pero con la esperanza prevaleciendo por última vez, Armstrong continuó en la carrera con dignidad.

Una gran escapada en la etapa más prestigiosa le recordó a todos que un campeón debe mantener su cabeza en alto.

Armstrong, quien sobresalió más allá de su deporte como ningún ciclista antes de él, ahora espera disfrutar de días en la playa con su familia que crece y competirá sólo en eventos menores.

"Es simplemente una leyenda", dijo el campeón del Giro, el italiano Ivan Basso.

¿Qué te pareció la nota?
No me gustó0/10
Opiniones (0)
4 de Diciembre de 2016|10:51
1
ERROR
4 de Diciembre de 2016|10:51
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
    En Imágenes
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016
    28 de Noviembre de 2016
    Una vida en imágenes: Fidel Castro, 1926-2016